REQUIERE AUTORIZACIÓN DE LA LEGISLATURA PORTEÑA

Larreta prepara una subasta inmobiliaria para fondear obras en el sur de la Ciudad

Trasladará el Ministerio de Economía y Rentas a la ex cárcel de Caseros. Sin crédito externo, apelará a la venta de inmuebles de dominio privado para comprarle el terreno a la Nación

Aún sin autorización para tomar deuda hasta diciembre, ni el soporte confirmado de la banca multilateral, Horacio Rodríguez Larreta no detiene su impulso de trasladar la administración pública porteña al sur de la Ciudad. Con un frente externo complejo para el país, el Jefe de Gobierno decidió activar un plan para fondear la construcción de la nueve sede del ministerio de Economía y Finanzas y la Administración General de Ingresos Públicos (AGIP) con la venta de inmuebles sin uso en parte del predio de la ex cárcel de Caseros, en el barrio de Parque Patricios.

En los próximos días entrará a la Legislatura porteña un proyecto que pide la autorización al cuerpo de 60 diputados (de los cuales 34 son oficialistas) para rematar alrededor de 30 inmuebles de dominio privado, hoy en propiedad del Estado. El texto necesita conseguir 40 votos, y en el oficialismo se entusiasman con lograr apoyo de la oposición que tenía presencia en el directorio de la disuelta Agencia de Bienes (ABSE), una suerte de "inmobiliaria" pública dedicada a rematar propiedades, pero que se finiquitó por el costo tributario que insumía.

A diferencia de otros proyectos emblemáticos, como la nueva sede del ministerio de Educación en la Villa 31, financiada por el BID, el traslado de Economía no cuenta con dinero externo comprometido, sino que se financiará "con fondos propios de la Ciudad", de acuerdo a fuentes. Sucede que el distrito, que picó en punta en la toma de crédito externo al comienzo del actual gobierno nacional, tiene ahora menos prioridad para la Casa Rosada, que prefiere impulsar a las provincias frente a la banca multilateral.

Según pudo saber El Cronista, buena parte de estas propiedades son departamentos o casas sin herederos, de sucesiones truncas y con deudas incobrables, de escasa valuación en relación con el proyecto en mente. En el PRO evalúan otorgar los predios a sus inquilinos u ocupantes, si acaso tuvieran capacidad crediticia.

En la cartera de Economía ajustaban hasta el viernes la lista de propiedades, según sus reservados cálculos de rentabilidad, para lograr una suma que logre, cuando menos, alcanzar el valor del terreno a comprarle a la Nación, por medio de la Agencia de Administración de Bienes del Estado (AABE). En la oposición, enterada de la iniciativa, había inquietud por saber si se incluirían también otros terrenos que hace tiempo se quieren vender, u otros nuevos que se revaluarían hacia arriba con el nuevo Código de Planeamiento Urbano, en debate.

El proyecto que reemplazará a la antigua cárcel, que inauguró Jorge Rafael Videla en 1979 y se clausuró en 2001, convivirá con un centro de interpretación del Archivo General de la Nación, separado por una nueva calle. Ese complejo dejará libre de personal las dependencias de Bolívar 1, antigua sede de la Jefatura de Gobierno, y la actual sede de AGIP, que saldrá a subasta. Larreta también quiere trasladar el actual Ministerio de Cultura, ubicado en el ex edificio del diario La Prensa, y para ello ya les puso precio: los históricos edificios, uno sito en la intersección de Bolívar y Rivadavia, frente a la Plaza de Mayo, y el otro sobre la Avenida de Mayo, fueron ofrecidos en una prestigiosa feria internacional del mercado inmobiliario, en Cannes, a u$s 30,7 millones y u$s 20 millones, respectivamente.

Tags relacionados