La respuesta de Zaffaroni: “La Justicia no es una corporación

Tras las acusaciones de Cristina, el magistrado de la Corte evitó la polémica con el Gobierno e incluso señaló que la mayor presión que siente es la de los medios de prensa. De todos modos, dejó un par de alertas: pidió "cuidado" a la hora de pedir la democratización del Poder Judicial y cuestionó la amenaza de un jury contra jueces.

El juez de la Corte Suprema, Raúl Zaffaroni, sostuvo que la “Justicia no es una corporación” y aunque se mostró a favor de la democratización de la Justicia, pidió “tener cuidado” de no ocupar el espacio de los otros poderes. También se refirió a las “presiones mediáticas” sobre el Poder Judicial.
 
Anoche, en declaraciones al canal CN23, el magistrado dijo que el debate de una iniciativa como la que anunció ayer la mandataria debería también contemplar una discusión sobre “lo que es la ingeniería de la Justicia, cómo se estructura el Poder Judicial”.
 
Sobre la democratización de la Justicia señaló: “Es un debate eterno, hay que democratizarlo, pero el Poder Judicial debe tener cuidado. El límite es la Constitución y el control de la constitucionalidad es difuso”, sostuvo.
 
Además, destacó que la Justicia representa un poder que “no es directamente elegido por el pueblo”, por lo que “no puede obstaculizar un poder legítimamente elegido” como el Ejecutivo.
 
Al respecto, recordó que en la reforma constitucional de 1994 surgió la conformación del Consejo de la Magistratura, una institución que, a su criterio, “ha tenido serias dificultades”, se encuentra “trabada” y “vino decayendo” con el tiempo.
 
“Siempre se ha discutido si es mejor como sistema de gobierno el presidencialismo o el parlamentarismo, pero nunca los derechos políticos del Poder Judicial. Hay que tener cuidado de no generar un Poder Judicial que pueda paralizar una administración” de gobierno, afirmó Zaffaroni.
 
En tanto, señaló que la Justicia “no es una corporación” sino un poder “ideológicamente plural”.
 
“La presión es mediática. Las peores presiones son las mediáticas. Lo mismo sufren los políticos por los medios de comunicación. Es lo mismo que sufren los jueces, salvo que tienen la ventaja de que no se presentan a elecciones”, analizó el ministro de la Corte.
 
En ese sentido, Zaffaroni consideró que una presión puede calificarse de ese modo “cuando a uno se lo amenaza con algo”, con “la destitución o un jury” de enjuiciamiento. “Afortunadamente en el país no hemos tenido un caso similar al juez español Baltasar Garzón, que fue destituido por un jury abritario e injusto”, opinó.
 
Esta semana, desde el kirchnerismo amenazaron con llevar adelante un jury contra los jueces de Cámara que extienderon la cautelar a favor de Clarín en la Ley de Medios.
 
No obstante, Zaffaroni afirmó: “Más que temor a la presión política, hay temor a la presión mediática”. 
 
En otro orden, el juez de la Corte Suprema de Justicia no firmó el comunicado publicado por el máximo tribunal, en el que exhortó a todos los jueces del país a realizar los “máximos esfuerzos para lograr terminar” con el delito de trata de personas.
 
“No creo que la Corte Suprema tenga que manejarse con comunicados. Ya nos ha pasado muchas veces y hemos tenido problemas. Yo no suscribo comunicados”, sostuvo.
 
El magistrado dijo que “le preocupa” el delito de trata de personas como “todos” los demás, por lo que consideró que “no es necesario decirlo”.
 
“Estamos preocupados por todos los delitos, no es necesario decirlo. Se supone que nuestra función es que nos preocupen todos los delitos”, insistió Zaffaroni.
 
Zaffaroni evitó opinar sobre el veredicto de los magistrados tucumanos ante la posibilidad de que, una vez abierta la etapa de apelaciones, la definición del caso llegue hasta la Corte Suprema. “Es una sentencia que, de alguna manera, puede llegar a la Corte, de modo que no abriría un juicio”, indicó.
 
Tags relacionados