La recaudación tuvo en septiembre su primera suba real del año: 43,7%

Es el mayor incremento interanual desde enero y la primera vez que le gana a la inflación de los 12 meses previos. Bienes Personales, Ganancias, retenciones y seguridad social crecieron más de 40%, pero el IVA y el impuesto al cheque, más sensibles a la actividad, se deterioraron.

La recaudación tributaria en septiembre alcanzó los $ 606.508 millones en septiembre y aumentó un 43,7% con respecto al mismo mes de 2019, con lo que marcó su primera suba real en el año, informó Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP), teniendo en cuenta que la inflación interanual del mes pasado se habría ubicado debajo del 40%.

De esta manera, los ingresos tributarios subieron 10 puntos más que lo que habían subido en agosto, que ya había significado una recuperación importante respecto a los meses anteriores, pero explicada por el ingreso de los saldos anuales del impuesto a las Ganancias y de Bienes Personales.

Entre los tributos que marcaron una mejora interanual se destacan estos dos, los Derechos de Exportación y los recursos vinculados con el Sistema de Seguridad Social. Todos estos conceptos marcaron durante septiembre incrementos superiores al 40% frente al mismo período del año pasado, señaló AFIP.

Ganancias mejoró un 44,1% respecto al mismo mes del año anterior y captó $ 120.645 millones, mientras que Bienes Personales recaudó $ 23.006 millones, cifra muy superior a la del mismo mes del año anterior debido al alza de las alícuotas y cambios normativos.

De todas maneras, el efecto de la cuarentena sigue presente en las cifras fiscales, dado que el Impuesto al Valor Agregado (IVA), muy ligado a la actividad, marcó una suba de apenas 22,8%, cifra mayor a las de meses anteriores que dede abril nunca superaron el 12%, pero todavía inferior al 25% de marzo. 

No obstante, el componente impositivo, el que grava el comercio minorista, trepó apenas 20,2%, teniendo en cuenta que desde septiembre de 2019 la administración macrista le sacó la alícuota del impuesto a varios productos de la canasta básica hasta fin de año.

Por su parte, las retenciones avanzaron un 44,2% y embolsaron $ 46.359 millones, mientras que los derechos de importación y la tasa estadística aumentaron solamente 14,6% a $ 19.786 millones.

El impuesto a los débitos y créditos en cuenta corriente, más conocido como impuesto al cheque es otro termómetro de la evolución de la actividad económica y subió 28,1%, cerca de 10 puntos menos que la inflación, al recaudar $ 40.406 millones

En tanto, el impuesto PAIS por primera vez desde el comienzo de la cuarentena recaudó menos que el mes previo: $ 20.858 millones contra $ 21.889 millones en agosto, aunque sigue siendo una importantísima fuente de financiamiento para el Fisco con la inyección de $ 110.469 millones. 

El mes pasado influyó que a mediados de mes el Banco Central endureció el cepo que imposibilitó las operaciones para personas humanas hasta el 28 de septiembre en la mayoría de los bancos debido a los cambios técnicos que imponía, por lo que si se sostenía la tendencia de la primera quincena seguramente el impuesto PAIS habría recaudado bastante más.

Por su parte, los recursos d la seguridad social aumentaron un 40,9% a $ 124.220 millones, también por encima de la inflación acumulada de los 12 meses previos, que se ubicaría más cerca del 35% que del 40% debido a que en se 'limpia' del registro la suba de 5,9% que había registrado el Indec en septiembre de 2019, cifra muy superior a la estimada para el mes pasado, de entre 2,5% y 3%.

 

Tags relacionados

Más de Economía y Política

Compartí tus comentarios