Julio: los precios mayoristas subieron 3,5% y anticipan más inflación hacia fin de año

El índice trepó por encima del IPC del mismo mes, que fue de 1.9%. El costo de la construcción, en tanto, se elevó 2,2%.

El índice de precios mayoristas subió 3,5% durante julio, por encima de la inflación minorista, que cantó 1.9% para el mismo período, según el INDEC. 

Con estos aumentos, en lo que va del año, los precios mayoristas acumularon un avance de 10,2%. Con respecto al mismo mes del año anterior, la suba llega a 44,5%.

Desagregado, el rubro que más subió fue "Petróleo crudo y gas", que mostró una variación ascendente de 12,1%.

"Claramente pesó la suba del item petróleo y gas a nivel internacional, que obedece, a su vez, a la recomposición de los acuerdos dentro de la OPEP, que se habían roto con la pelea entre Arabia Saudita y Rusia, y por supuesto la reactivación de la demanda de combustible que se va dando en algunos países en función de que tanto los vuelos y los autos comienzan a funcionar en la post pandemia o aún en medio de la cuarentena", explicó a El Cronista el econonista Martín Kalos, director de EPyCAConsult.  "Hay ahí, todavía, un arrastre impulsando al alza el IPIM para los próximos meses, como ocurrió en los últimos dos, después de haber sido un ancla muy fuerte en los primeros meses del año. De hecho, todo lo que es hidrocarburos en los rubros correspondientes del IPIM están  aumentando 5% internual, mucho menos que el 45% interanual que están aumentando los mayoristas en general. Eso hará que, cuando ese 5% vaya subiendo, suban los mayoristas en los próximos meses", agregó.

Kalos agregó, sin embargo, que esto no necesariamente tiene que impactar plenamente en minoristas. "Depende de distintos factores que hacen a la comercialización y de cómo estos costos mayoristas pegan en la estructura de costos minoristas de cada empresa o comercio minorista. De hecho, en los ultimos años, el IPIM se ha mantenido más arriba que el IPC, y se ha dado que hubo casos de traslado pero en otras ocasiones el costo mayorista terminó siendo absorbido por otros eslabones de la cadena por un contexto de demanda muy deprimida en este caso por la pandemia pero también por la recesión acumulada  en más de dos años", subrayó.

Mayoristas, en aumento

Este es el segundo mes consecutivo que los precios mayoristas registran subas superiores a la inflación minorista. En junio, la suba de los mayoristas fue de 3,67%, contra una inflación minorista de 2,2%. En mayo, en cambio, los mayoristas apenas habían subido 0,4%, contra una inflación minorista de 1,5%. 

En abril, en tanto,  hubo directamente deflación mayorista, ya que el índice retrocedió 1,3%. Este fenómeno no se daba desde enero de 2009. 

Aunque no es un anticipo mecánico de una inflación en ascenso para agosto, el dato mayorista y la perspectiva de un pronóstico de suba es consistente con otros vaticinios que anticipan un recalentamiento. El 2,5% de aumento en la inflación núcleo de julio es uno de ellos y puede anticipar un sendero de incrementos crecientes en el tramo final del año, especialmente cuando se normalice la economía en los principales centros urbanos.

Como explicó una nota de El Cronista los 0,6 puntos porcentuales de diferencia entre el nivel general del mes pasado y la medición núcleo constituyen la distancia más alta desde agosto de 2019 y, según analistas, puede ser un indicador que refiera a una inflación "más resiliente" que esté en ese orden más allá de la escasa variación de los regulados y estacionales de apenas décimas.

Los factores que se apuntan para vaticinar un incremento en los precios en la última parte del año vienen por el lado de una mayor actividad comercial en los polos poblacionales del país cuando se levante el confinamiento, un mayor impacto de la emisión monetaria del primer semestre, la persistencia en la velocidad de la depreciación del tipo de cambio, la reactivación de algunas negociaciones paritarias y el inminente incremento del precio de los combustibles.

Lorenzo Sigaut Gravina, director de Ecolatina, anticipó que “la inflación difícilmente vuelva a ubicarse debajo de 2% mensual en lo que queda del año. La magnitud de la aceleración dependerá de las negociaciones paritarias paralizadas durante la cuarentena, el grado de descongelamiento de algunos de precios Regulados como prepagas, servicios de telefonía y combustibles, y la evolución de tipo de cambio y/o restricciones en el mercado oficial. En particular, esperamos que la inflación alcance una mayor tasa en el último trimestre del año producto del levantamiento de la cuarentena y la reanudación de las paritarias".

Guido Lorenzo, de la consultora LCG, dijo que podría estarse recalentando el segmento de mayoristas como consecuencia de un aumento de la demanda, esto "pese a tener el tipo de cambio oficial bastante estable". Según le dijo Lorenzo a El Cronista se debe estar atento a que los precios mayoristas empiecen a convalidar un tipo de cambio más alto, incluso aunque no lo puedan pasar todavía a los consumidores. Eso dependerá del comportamiento de la demanda en agosto, pero sería, sí, en ese caso, un anticipo de mayor inflación para el futuro, aunque no sabemos para cuándo".

Precisamente, un informe de LCG, conocido hoy, marca que, "si bien en el acumulado anual la inflación mayorista se encuentra muy por debajo del registro para el mismo periodo de 2019 (10,2% vs 21%), la diferencia se explica principalmente por el mantenimiento del tipo de cambio “anclado que afecta al componente importado del índice (7% del total), así como también por la caída de la demanda que ocasionó el ASPO y la caída en el precio internacional del petróleo que ocasionó la pandemia en los primeros meses del año".

Según el INCEC, la variación de los precios mayoristas de julio se explica como consecuencia de la suba de 3,5% en los “Productos nacionales y de 3,8% en los “Productos importados .

Por otra parte, el nivel general del índice de precios internos básicos al por mayor (IPIB) mostró un aumento de 3,9% en el mismo período. En este caso, la variación se explica por la suba de 3,9% en los “Productos nacionales y de 3,8% en los “Productos importados .

Asimismo, el nivel general del índice de precios básicos del productor (IPP) registró un aumento de 4,0% en el mismo período, como consecuencia de la suba de 6,7% en los “Productos primarios y de 2,9% en los “Productos manufacturados y energía eléctrica .

Construcción

El INDEC hoy también dio a conocer los resultados de su nivel general del índice del costo de la construcción (ICC) en el Gran Buenos Aires, que registra en julio, en relación con las cifras de junio último, una suba de 2,2%. "Este resultado surge como consecuencia del alza de 5,0% en el capítulo ' Materiales', de 1,9% en el capítulo “Gastos generales y de mantenerse prácticamente sin variación el capítulo 'Mano de obra'", sostuvo el organismo de estadísticas.

"La estabilidad de precios de la mano de obra se debe a que estos trabajadores se mantuvieron prácticamente sin movimiento, debido a que el relevamiento se realiza en CABA y 24 partidos del conurbano bonaerense que continúan fuertemente afectados por el confinamiento obligatorio", dijo LCG.

Tags relacionados

Más de Economía y Política

Compartí tus comentarios