EL TITULAR DEL BANCO NACIÓN HABLÓ CON EL CRONISTA ANTES DE VIAJAR A CÓRDOBA

González Fraga: "El que traslada la devaluación a precios, pierde"

El presidente del Banco Nación, Javier González Fraga, fue uno de los participantes del 10 Coloquio Industrial, que organizó la Unión Industrial de Córdoba (UIC). Mientras esperaba su vuelo en el Aeroparque porteño, El Cronista conversó con el funcionario, quien advirtió que los empresarios nacionales que aumenten sus precios por la reciente devaluación perderán mercado.

Desde el Gobierno, algunos funcionarios aseguraron que el aumento de casi 15% del dólar en dos meses no se va a trasladar a precios, pese a que históricamente siempre fue así. ¿Coincide con ellos?

Antes había traspaso en un contexto de laxitud monetaria. Pero ahora el Banco Central está atento y va a controlar la inflación. Estamos en ese proceso. Hay que fijarse en dos "síntomas": En noviembre de 2016, los empresarios dijeron que no podían pagar el bono de fin de año, y eso es porque no lo podían reflejar en sus precios. Dos años antes, daban lo que se les pedía y después aumentaban sus productos. Pero hoy empiezan a descubrir que no se puede pasar a precios sin costos recesivos.
En junio no hubo acuerdo con la suba del salario mínimo por la misma razón. Hoy, el que pasa a precios este aumento del dólar, pierde, se jode. Yo lo llamo "error empresario": capaz alguno se salva, pero el mercado no perdona a quien lo hace. Estamos en un proceso de aprendizaje, ya sin controles de precios.

En cuanto a la competitividad, más allá del tipo de cambio, ¿sobre qué se puede trabajar para mejorla?

Creo que el tipo de cambio es lo menos importante. La competitividad se logra bajando costos logísticos, de transporte, de infraestructura, de energía, los costos burocráticos. Y los sindicatos tienen mucho que aportar. Estoy de acuerdo con las conquistas laborales, pero si son a costa de la productividad, no sirve. Está el caso de Vaca Muerta. Hay que defender el salario real pero también la ocupación. Necesitamos aumento de productividad. También hay que entender que la inversión no es resultado de la euforia, sino de la necesidad. Venimos de 15 años de atraso tecnológico. También hay que desarmar ciertos impuestos distorsivos.

Hubo medidas que el Nación anunció para que se puedan concretar los préstamos hipotecarios preaprobados, pero ¿se puede confiar en un país tan volátil, en el que el dólar está quieto varios meses y después sube 10% o 15% en semanas?

La experiencia internacional dice que sí. En Chile hace 30 años los inmuebles se cotizaban en dólares en un contexto de volatilidad, con inflación de 25%. Depende de lograr frenar la inflación y que cambie gradualmente la cultura. No se puede tomar atajos. Hay que generar confianza y estabilidad macroeconómica, que en 2019 la inflación esté debajo de 5%. Brasil, Chile y Uruguay también tuvieron procesos inflacionarios y no están dolarizados. Sí se puede, es una cuestión de tiempo.

 

Tags relacionados