LOS EMPRESARIOS ACUSARON A LA MINISTRA DE INDUSTRIA DE OBVIAR LA PROBLEM TICA DEL SECTOR

Fuerte cruce entre los industriales y el Gobierno por el rol del Estado

Débora Giorgi se mostró molesta y se quejó de los empresarios que piden más mercado y menos Estado. Los industriales reclaman liberar las fuerzas productivas

Los industriales no tuvieron que esperar la presencia de la presidenta Cristina Fernández para recibir reprimendas. La 20º Conferencia Anual de la UIA, que se está desarrollando hasta hoy en el hotel Sheraton de Pilar, comenzó con retos y acusaciones por parte de la ministra de Industria, Débora Giorgi, quien formó parte del panel inaugural del congreso junto al presidente de la conferencia, Rubén Abete, y el ministro de Producción bonaerense, Cristian Breitenstein.

Si bien todo el discurso molestó a los empresarios por relatar los logros del kirchnerismo en materia industrial y obviar referirse a las problemáticas que afronta la actividad, el momento de mayor tensión fue cuando utilizó la platea de la UIA como si fuera el Foro de Convergencia Empresarial, que la semana pasada realizó un multitudinario encuentro para insistir en el reclamo de mayores reglas de juego y menor intervencionismo estatal. "A veces pareciera que no se hizo nada para alentar la competitividad. Me hizo mucho ruido cuando escuché días atrás la idea de más mercado, menos Estado", manifestó, en un tono muy despectivo.
Se refería, claro, a la intervención que tuvo el vicepresidente de la UIA y directivo del grupo Techint, Luis Betnaza, durante uno de los paneles del Foro de Convergencia donde, según la interpretación del Gobierno, él había planteado la necesidad de que exista más mercado en detrimento del Estado. Giorgi recordó las oportunidades en la historia en las que políticas liberales hicieron perder gran parte del PBI industrial, con "shocks cada vez más intensos y cortos". "Estoy en profundo desacuerdo. Cada uno tendrá su historia, pero el Estado hace planeamiento estratégico para el bien común y el mercado y las empresas lo hacen para sí. La fuerza libre del mercado sólo beneficia a quienes tienen más poder en ese momento", respondió con dureza la ministra, ante un auditorio atónito.

Para tranquilidad de muchos y lástima de otros, Betnaza debía moderar el panel que continuaba, que tenía como principal exponente al presidente de YPF, Miguel Galluccio. Y el empresario no perdió oportunidad para, en primer lugar, asumir que las palabras de Giorgi apuntaban directamente a él, y en segundo lugar, contestarle. Según explicó, en ese foro dijo que está superado el debate sobre si debe primar el mercado por sobre el Estado o viceversa y que lo que hay que hacer es "liberar las fuerzas productivas". Señaló que quienes lo conocen saben que la mirada anti-Estado lejos está de su pensamiento y que lo que cree es que, "tal como dijo un canciller alemán, tanto mercado como sea posible y tanto Estado como sea necesario".

Consultados sobre la intervención de Giorgi sobre esta dicotomía mercado-Estado, los empresarios se mostraron sorprendidos y hasta molestos porque la tribuna industrial salvo excepciones no es precisamente la que apoya las políticas neoliberales y, por otro lado, porque se trata de una discusión vieja, ya saldada a nivel mundial.

"El Gobierno busca confrontar. Es un debate que ya fue. Ya nadie discute la intervención; el tema es la calidad de la intervención del Estado", remarcó el secretario de la UIA y diputado por el Frente Renovador, José Ignacio de Mendiguren. Por su parte, el salteño José Urtubey consideró que debe existir un Estado con fuerte presencia pero también una sólida articulación entre lo público y lo privado. También se refirió al tema el cordobés Ercole Felippa, de la Unión Industrial de Córdoba (UIC), quien coincidió con De Mendiguren sobre la vejez de la discusión y sostuvo que lo que hay que plantear hoy es un "mercado creciente y un Estado que cumpla con el rol que deba cumplir". Otro empresario del interior aseguró que Giorgi "se equivocó en plantear eso en la UIA". "Le habló en la UIA al Fo ro de Convergencia", agregó.
La ministra también fue ampliamente cuestionada en los pasillos de la conferencia por haber mostrado todos números positivos y evitar referirse a la situación actual. "Comparto las cifras que dio de crecimiento de la última década, pero debería haber mencionado que este año la actividad caerá 2,9%", aseveró Urtubey.

Tags relacionados