DESCARTÓ AUXILIO FINANCIERO EXTRA POR SEQU A

Etchevehere resaltó el talento y el empuje del agro argentino

Argentina es resaltada como un ejemplo en la producción de alimentos entre sus pares de América latina, en un contexto en que la caravana de migrantes hacia Estados Unidos puso en el foco político la necesidad de que los gobiernos incentiven el arraigo de los productores democratizando la tecnología y ofreciendo más servicios en vez de subsidios a los agricultores.

Sin embargo, el secretario de Agroindustria, Luis Miguel Etchevehere, descartó una ayuda financiera adicional para los productores argentinos después de la sequía y en un contexto de altas tasas de interés.

"Estamos saliendo de una crisis que atravesamos en los últimos meses en Argentina, que obligó a las actuales tasas de interés, de la mano de haberse votado un Presupuesto en el Congreso nacional, que aspira el año que viene a llegar déficit cero. Las tasas están bajando y esperamos que las tasas sigan bajando. Es un elemento clave como herramienta para mejorar la producción", dijo en una conferencia de prensa conjunta con Julio Berdegué, representante regional de la FAO, al inaugurar la Semana de la Agricultura y la Alimentación, que se desarrolla en esta capital.

Ante la consulta de El Cronista si habrá una ayuda financiera adicional tras la sequía de este año, contestó: "Se mantienen todos los programas. Si la tasas de interés está alta, mejoramos los caminos, la logística. Habilitamos el tránsito de bitrenes para bajar el costo de fletes, bajamos los aranceles de los puertos. Mejoramos la formalidad de los mercados regionales".

Además, reforzó que el país es "una potencia mundial de alimentos, a pesar de los malos gobiernos de las últimas décadas y del sinnúmero de trabas absurdas a la producción. Es por el talento y espíritu emprendedor de los productores".

"Cuando hay condiciones de competencia, los productores buscan producir más y mejor para acceder a mercados y obtener rédito de sus inversiones", dijo el secretario, lo que llevó a la Argentina a ser el séptimo productor de alimentos y 13o exportador del mundo. Y resaltó: "El proteccionismo impide que se acceda a mejores mercados".

Un desafío que enfrenta la agricultura es el cambio climático. Etchevehere destacó que el país en los últimos 30 años redujo las emisiones de efecto invernadero (93% de la agricultura se hace con siembra directa). "No es consecuencia del programa oficial de siembra directa o de antierosión de suelos, sino que los mismos productores lo hicieron", dijo el funcionario.

Planteó que el promedio de edad de los productores argentinos es menor al de los norteamericanos porque la necesidad de desarrollar tecnología para competir atrae a la gente joven. "Tratamos de que no haya diferencias en el acceso a la tecnología en los productores de diferente tamaño. Por eso, los programas para acompañar a los agricultores de la economía familiar, para que puedan tener acceso a la tecnología que los productores más grandes", explicó, ya que más del 90% de la agricultura en Argentina es llevada adelante por empresas familiares.

"Una política principal del Gobierno es fomentar el arraigo", dijo Etchevehere, que los hijos y nietos de los productores sigan viviendo cerca de sus afectos. "Para eso la actividad tiene que ser rentable".

Tags relacionados