El mal dato de recaudación de marzo presagia las dificultades que deberá enfrentar el Gobierno

Anticipan que abril será aún peor ya que en el cuarto mes se sentirá a pleno el freno en la actividad derivada de la cuarentena. Ven bajas del PBI de hasta 6% para 2020.

Aún cuando el impacto de la cuarentena en la actividad de marzo es acotado, ya que comenzó recién el viernes 20, el dato de la recaudación es un primer indicador de la delicada situación económica en la que encontró el coronavirus a la Argentina.

Con una inflación interanual que se estima se ubicará en torno al 50% en marzo, la recaudación del tercer mes subió 35% en términos reales, informó la AFIP, pero que al contrastar con los precios implica caída real de casi 10%.

Y lo peor está por venir: con la actividad completamente frenada en abril -con la intención de frenar la propagación del coronavirus-, el impacto será aún mayor en el inicio del segundo trimestre.

"La caída del IVA de casi 20% interanual en términos reales es terrible. Eso anticipa un mal dato de actividad para marzo, aunque en parte ya lo sabíamos", señaló Melisa Sala, de la consultora LCG.

Aún con esa fuerte baja, "como las familias se estoquearon antes de la cuarentena y hubo cierta aceleración de los precios, es de esperar que abril sea peor", alertó.

Con esto, en una versión preliminar, ya que no se sabe cuánto durará el aislamiento, proyectan en LCG una caída del PBI de 5% para el año.

Coincidió Gabriel Caamaño Gómez, en que en marzo aún tuvo poco impacto, ya que "el IVA que se recaudó tiene poco impacto de la cuarentena".

Tanto abril como mayo van a ser peores, al menos que pase algo raro, en tema de recaudación y en resultado fiscal, sostuvo, y alertó que en las provincias va ser peor (ver pág 5) ya que es "mucho más procíclica esa recaudación y mucho más porcentaje del gasto en sueldos; de ahí que aparezca el tema cuasimonedas".

Mientras que dos semanas atrás estimaban una baja de la actividad de 4% para este año, ahora la profundizaron hasta 6%. "Para colmo de males se sigue corrigiendo a la baja la cosecha gruesa, por la sequía de febrero, lo que puede generar más correcciones a futuro: ya estamos en una reducción de 10% frente a la estimación inicial en la soja", razonó.

Matías Rajnerman, de Ecolatina, también espera que la recaudación empeore en los próximos meses y pronostica que en abril se va a registrar una de las mayores caídas históricas en términos reales.

"En abril y mayo va a ser peor, por un lado por los servicios no esenciales que no van a poder trabajar al menos hasta mitad de este mes. Además, se anunció que la salida de la cuarentena va a ser paulatina, con lo cual va a haber muchas actividades que no van a poder reinsertarse. En términos reales, creo que en abril vamos a ver una de las mayores caídas históricas"

Además, señaló que eventuales exenciones fiscales para aliviar la carga tributaria sobre los sectores más golpeados por el parate podrían agravar la situación. "La recaudación entonces se va agravar, entre el golpe inicial de la actividad que ya se veía en los últimos meses, la cuarentena y eventuales exenciones impositivas para aliviar a los sectores más golpeados", comentó. Y concluyó: "Este es el comienzo de algo que va a ser muy malo, como en todo el mundo, pero peor".

Tags relacionados
Noticias del día