El gobierno bonaerense removió la cúpula de Ferrobaires

La medida fue anunciada por la Jefatura de Gabinete tras el informe de un interventor. Los reemplazos abarcan a los responsables de áreas técnicas y administrativas.

El interventor de Ferrobaires, Antonio Maltana, elevó un informe al gobernador de la Provincia con la situación de la empresa y el plan de trabajo a corto y mediano plazo. A raíz de esto, el funcionario presentó las disposiciones para el reemplazo de responsables de áreas técnicas y administrativas.

En este sentido, los cambios en la empresa involucran a varias gerencias y áreas técnico operativas: Eduardo Gnarini, Gerente General de la Empresa fue reemplazado por los doctores Alejandro Garcia y José Pucciarelli. El Gerente de Operaciones, Daniel Pearse, reemplazado por ingenieros Emo Martini y Edgardo Ferrari. El Tesorero General, Héctor Camera, reemplazado por el contador Oscar Angel Bertoglio. El titular de la Unidad de Administración y Gestión, Jorge Di Buono, fue reemplazado por el Dr. Francisco Bayá. Y el responsable del área de Abastecimiento, Eduardo Cervidio , reemplazado por Juan Jose Nesci.

Cabe recordar que el pasado 18 de febrero, el jefe de gabinete provincial, Alberto Pérez, anunciaba la intervención de la Empresa Ferrobaires tras el siniestro entre dos formaciones. Los ejes de la intervención fueron definidos por Maltana, con el siguiente plan de acción: mejorar la seguridad técnica del material en operación en primera instancia, la regularidad operativa y como tercera etapa, el confort del pasajero.

El interventor Maltana, informó además que desde el ejecutivo provincial a través del ministerio de Trabajo y conjuntamente con los gremios con representación de los trabajadores en la Empresa Ferrobaires, se está estudiando la situación de más de 1.200 agentes que revisten bajo la modalidad de "contratados" con el objetivo de lograr la definitiva normalización de quienes realmente prestan servicio.

Por último, el funcionario aseguró que, “hemos estudiado la situación de la empresa y vemos que hoy conviven dos situaciones. La de la gran mayoría de trabajadores ferroviarios que aman lo que hacen y quieren que a ferrobaires le vaya bien y la de unos pocos que pretenden seguir obteniendo beneficios a costa de la calidad del servicio”.
 

Tags relacionados