Boom exportador y fin de un mito: la carne aumentó menos que la inflación

En la comparación interanual, los cortes de carne vacuna mostraron un alza del 24,5% mientras que la inflación publicada por el Indec se ubicó por encima del 31,2%. Las exportaciones crecieron 63%.

La suba de precios de la carne vacuna en carnicerías y supermercados fue inferior a la inflación general en el último año. Al mismo tiempo, crecieron fuertemente las exportaciones y se consolidó el consumo interno, según revela un informe del Instituto de Promoción de la Carne Vacuna Argentina (IPCVA).

"No se puede decir que la carne sea barata, porque lo caro o lo barato depende del ingreso de cada uno, pero sí que la carne sigue siendo un alimento accesible para los argentinos", sostuvo Ulises Forte, presidente del IPCVA, en un artículo sobre el tema publicado en la revista de la institución.

Argentina exportó carne vacuna a Japón por primera vez en la historia https://t.co/VnTFP9Xr3G

— Cronistacom (@Cronistacom) July 24, 2018

Y agregó: "Además, como todos sabemos, comparada con otros alimentos, es rica, nutritiva y rendidora. Con un kilo de milanesas come una familia".

En efecto, medido de junio 2017 al mismo mes de 2018, los distintos cortes de carne vacuna registraron un aumento promedio del 24,5%, mientras que el índice general de precios se ubicó en el 31,2%.

"No se puede decir que la carne sea barata, porque lo caro o lo barato depende del ingreso de cada uno, pero sí que la carne sigue siendo un alimento accesible para los argentinos", sostuvo Ulises Forte, presidente del IPCVA.

Yendo específicamente al rubro alimentos, las subas en carne vacuna estuvieron por debajo de otros alimentos esenciales, como el pan (42%), la harina (96%), los fideos (51,7%), el filet de merluza (35,9%), el aceite (38,4%), los huevos (56,3%), la lechuga (65,9%), o la yerba mate (34,1%).

Incluso el precio de la carne evolucionó ocho puntos por debajo del valor del pollo, su principal "sustituto", que aumentó un 32,5% en el mismo período.

Las exportaciones -con el "fenómeno China", a la cabeza- crecieron en volumen un 63% en el primer semestre del 2018.

"Esto explica claramente que el consumo de carne en el mercado interno sea estable e incluso haya incrementado en los últimos meses, mientras que la demanda de otros alimentos se retrajo", agregó Forte.

El titular del IPCVA señaló, también, que "la situación actual derriba definitivamente un mito arraigado en la sociedad y también, lamentablemente, en algunos exfuncionarios que cerraron o restringieron las exportaciones con el argumento de que las ventas externas hacían subir los precios en el mercado interno".

El precio de la carne evolucionó, incluso, ocho puntos por debajo del valor del pollo, su principal "sustituto", que aumentó un 32,5% en el mismo período.

Crecimiento de las exportaciones

Forte se refirió a la situación del mercado exportador de carnes e indicó que "hubo un fuerte crecimiento".

"A punto tal que volvimos a ser un jugador importante a nivel internacional y los precios del mercado interno, como ya dijimos, se mantuvieron por debajo de la inflación", sostuvo.

Los números son elocuentes: las exportaciones de carne vacuna -con el "fenómeno China", a la cabeza- crecieron en volumen un 63% en el primer semestre del 2018 y el consumo interno, en ese mismo período, también aumentó un 2,5% (de 55,8 kg a 57,2 kilos por habitante, por año).

Tags relacionados