El Gobierno le seguirá cobrando el Impuesto País a los argentinos varados en el exterior

Si bien le ofrecerá asistencia a aquellos que se encuentran en situación de vulnerabilidad, no dejará de percibir el arancel. "No hay margen", dijeron fuentes ejecutivas sobre una medida que en febrero reportó ingresos por $ 7500 millones.

La decisión del Gobierno de cerrar fronteras dejó a miles de argentinos varados en distintos puntos del exterior. La fecha fijada según el decreto publicado la semana pasada es mañana, 31 de marzo, pero la extensión de la cuarentena hasta el 13 de abril abre la posibilidad de que ese plazo se extienda otras dos semanas. 

Se trata, según estimaciones, de entre 10.000 y 15.000 argentinos que no lograron retornar al país desde los destinos en los que se encontraban cuando se dictaron las medidas de Aislamiento Social Obligatorio. Presidencia adelantó, mediante otro decreto el sábado, que se asistirá sólo a aquellos que "se encuentren en situación de vulnerabilidad.

En el primer texto publicado en el Boletín Oficial sobre el tema se resalta, precisamente, que "el plazo previsto en el párrafo precedente podrá ser ampliado o abreviado por el Ministerio del Interior, previa intervención de la autoridad sanitaria nacional, conforme a la evolución de la situación epidemiológica".

Posteriormente, se creó el "Programa de asistencia de argentinos en el exterior en el marco de la pandemia del coronavirus", en el que se especificó: "En virtud de lo dispuesto en la presente Resolución, quien esté a cargo de cada representación argentina en el exterior podrá adoptar las medidas que resulten pertinentes a los fines de garantizar (a aquellos que se encuentren en situación de vulnerabilidad) hospedaje, alimentación, asistencia sanitaria y toda otra necesidad básica".

Sin embargo, en ningún momento desde Nación aclararon qué sucederá con el cobro del Impuesto País, del 30%, por cada consumo que los turistas argentinos realizan en el exterior, y que el Estado sigue percibiendo aun en los casos de aquellos que por las restricciones debieron extender su estadía fuera del país. 

"Se sugirió, pero no hay margen para tomar una medida así", explicaron fuentes ejecutivas consultadas por El Cronista. En tiempos de recaudación resentida y extrema situación de vulnerabilidad social como los que vienen, los ingresos que genera el Impuesto País no pueden frenarse, sostienen en Gobierno. En febrero, por ejemplo, según datos de AFIP, ingresaron por ese concepto $ 7537,2 millones.

Las solicitudes para que se cancele el pago del impuesto a los "varados" surgieron inicialmente desde la oposición. El ex vicepresidente de la Nación y referente de la UCR Julio Cobos fue uno de los primeros que pidió que se suspenda la medida. Lo hizo hace dos semanas, aunque luego se añadieron otros legisladores.

Solicité al Ejecutivo la suspensión temporal del impuesto PAIS para ciudadanos de varados en el exterior. Pedí eximir del impuesto a todas las personas alcanzadas por el tributo que se encuentren fuera de Argentina, producto de la aplicación del decreto 260/2020. #Coronavirus pic.twitter.com/afXxYS3lDI

— Julio Cobos (@juliocobos) March 16, 2020

El chubutense Gustavo Menna, incluso, presentó un proyecto de ley en el Congreso, al que adhirieron otros diputados como, por ejemplo, el ex gobernador de Mendoza Alfredo Cornejo. En el mismo se insta al Ejecutivo a suspender la aplicación de la Ley 27.541 que creó el Impuesto País, a finales del año pasado. 

La situación de los varados es la que más alimentó la grieta en tiempos de sintonía política frente al avance del coronavirus en el país. El viernes de la semana pasada, desde el PRO se le pidió al Gobierno mediante una carta que se difundió en Twitter que se reconsidere la decisión de cerrar fronteras. El hilo en la red social fue retuiteado incluso por el ex presidente Mauricio Macri.
 

 

 

Tags relacionados

Más de Economía y Política

Noticias del día