"ESTE CAMINO ES UNA TRANSFORMACIÓN ESTRUCTURAL", SOSTUVO PEÑA

El Gobierno da por hecho que la OCDE invitará a incorporarse a la Argentina

En un foro realizado en el Malba, funcionarios nacionales resaltaron la importacia del camino recorrido para acceder a ese organismo, y descuentan que el ingreso llegará

Los pasos que llevan a que la Argentina sea parte de la OCDE (Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico) ya son de por sí importantes para que el país se vaya alineando con estándares internacionales en diferentes aspectos. Este fue el mensaje que funcionarios del Gobierno transmitieron ayer en un foro en el que referentes del sector público y privado debatieron acerca de la relevancia de la incorporación de la Argentina a este club de países.

La convocatoria fue hecha por el think tank CSIS (Center for Strategic and International Studies) de Washington. Del encuentro, titulado "Argentina en camino a la OCDE: oportunidades y desafíos. Foro Estratégico Argentina-Estados Unidos", particiaron el jefe de Gabinete, Marcos Peña (que cerró el evento); el jefe de Gabinete de Hacienda, Ariel Sigal; el representante ante la OCDE, Marcelo Scaglione; y el diputado Luciano Laspina.

En la apertura, el empresario Marcos Bulgheroni, co-chair de CSIS Foro Estratégico Argentina-EE.UU., resaltó que "la historia económica de los países miembros de la OCDE demuestran que lograron el desarrollo económico y reducir la desigualdad".

A su turno, Sigal tomó el caso de Corea del Sur. Aseguró que el PBI de este país se multiplicó por 2,4 veces tras ingresar a la OCDE. Además, consideró que pertenecer a este grupo de países constituirá "un paso hacia el desarrollo", y precisó que el país "cuenta con el apoyo de todos los miembros" del organismo para que ese avance se produzca.

En ese sentido, sostuvo que los países miembro de la OCDE ya están de acuerdo en el ingreso de la Argentina, sólo resta identificar con qué otros Estados será el proceso de adhesión. "Todos los países de la OCDE nos apoyan, pero estamos en un proceso de negociación para ver si Argentina ingresa sola, con algún país más y cuándo sucederá", precisó Sigal.

"El sello de calidad que da la OCDE es crucial en el proceso de reformas encaradas en Argentina, subrayó.

En el mismo panel estuvo Silvina Vatnick, del CSIS. Mostró números del PBI per cápita de los países de la OCDE y de la Argentina, y si bien reconoció que el país está entre los más de abajo (México es el que menor número tiene), subrayó, entre otras ventajas, que pertenecer a la OCDE ayuda a "importar institucionalidad".

El consejero ejecutivo del banco español BBVA, José Manuel González Páramo, que participó a través de un video, sostuvo que "el ingreso a la OCDE no debe concebirse como un premio, sino que es un largo proceso en el que las políticas del país se alinean con la de la Organización, como tener los mercados abiertos".

Por su parte, el presidente de la Corte Suprema de Justicia, Ricardo Lorenzetti, aseguró que en la Argentina existe "un régimen legal compatible con los estándares internacionales; eso da un marco de previsibilidad".

Peña, que cerró el encuentro, además de resaltar la importancia de ingresar a la OCDE y de la relevancia de alinear las políticas hacia estándares de la organización, aclaró: "No es que entramos y se terminaron los problemas. Pero al igual que la presidencia del G-20, nos puede llevar a quebrar el clima tóxico" en el país. Y agregó: "el camino de ingreso a la OCDE es una transformación estructural".

La intención de que la Argentina ingrese a la OCDE apareció también como objetivo del senador peronista MIguel Angel Pichetto y del gobernador de Salta, Juan Manuel Urtubey, que expusieron en el encuentro.

Tags relacionados