El Gobierno bajó a la mitad la deuda local en dólares de corto plazo

Según un paper oficial, las operaciones de canjes de activos en billetes verdes por títulos en moneda nacional ayudaron a bajar en 17 puntos porcentuales la exposición a la divisa. En julio, 73% de la deuda local estuvo nominada en pesos.

La desdolarización de la economía fue uno de los objetivos que se planteó el presidente, Alberto Fernández, desde su campaña electoral.

En ocho meses de gestión, con distintos canjes de instrumentos de deuda bajo legislación local, su equipo redujo en 17 puntos porcentuales la exposición a títulos en dólares, al tiempo que bajó a la mitad la deuda de corto plazo en moneda extranjera.

En diciembre de 2019, el Valor Nominal Actualizado de la deuda pública con ley de Argentina era de $ 2,662 billones (entre letras y bonos en pesos y los ajustados por CER -inflación) y de u$s 50.377 millones, con una relación de 56% - 44%.

A fines de julio de 2020, en cambio, el Tesoro debía $ 3,827 billones y u$s 41.715 millones, con una relación de 73% - 27%.

Hay dos razones fundamentales para ello: las operaciones de canjes de activos en dólares a instrumentos más líquidos en pesos y la revitalización de títulos atados a la inflación, dadas las perspectivas de pérdida de valor de la moneda una vez que se liberen las restricciones a la circulación de personas y bienes.

"Desde febrero, la Secretaría de Finanzas del Ministerio de Economía impulsó diversas operaciones de conversión de activos que resultaron en un canje de instrumentos denominados en dólares por u$s 7839 millones ($ 504.427 millones equivalentes)", detalla un informe del Palacio de Hacienda.

El equivalente a u$s 1558 millones corresponden al Bono Dual AF20, que generó a principios de año un dolor de cabeza al equipo que conduce el ministro de Economía, Martín Guzmán, al tener que reperfilarlo; u$s 5881 millones a Letras del Tesoro Nacional (Letes) y u$s 400 millones a Letras del Tesoro Nacional vinculadas al dólar (Lelink).

"Esto representó una reducción del 52,4% de la deuda pública de corto plazo en moneda extranjera con legislación argentina", añade el informe.

Hacia adelante, quedarán la reestructuración de los u$s 41.715 millones de capital en títulos bajo ley local, cuya oferta se lanzaría la próxima semana, para ser liquidada al mismo tiempo (el martes 4 de septiembre) o pocos días después que el canje de deuda externa por u$s 66.280 millones.

El trato para estos tenedores (el 55% estaría en manos privadas, según fuentes oficiales, aunque el mercado estimaba esa proporción en un 34%) será equitativo al de los acreedores privados externos: mínima quita de capital de 1,9% en promedio, fuerte recorte en los cupones, un año de gracia y pago de intereses corridos hasta el 4 de septiembre para quienes acepten el canje de forma voluntaria.

Asimismo, se incorporan dos opcionalidades de pesificación con nuevos títulos en pesos ajustables por CER (Boncer) con vencimiento en 2026 y 2028 y cupones de interés sostenibles del 2% y 2,25%, respectivamente.

Luego de eso, se emitirán bonos en dólares para "desinfectar" la curva de deuda en pesos e intentar darle una salida a fondos extranjeros, cuya demanda "natural" es de dólares y no de moneda nacional.

Mediante la emisión de títulos por hasta u$s 1500 millones (sería con dos bonos de hasta u$s 750 millones cada uno, en principio el 29 de septiembre y el 27 de noviembre), el Gobierno buscará que fondos como Pacific Investment Management Company (PIMCO) o Franklin Templeton canjeen sus activos en pesos.

Si no, más adelante podrían generar tensiones en el frente cambiario y presionar al dólar Contado con Liquidación (CCL).

 

Tags relacionados

Compartí tus comentarios