PARTE DE U$S 2500 MILLONES QUE ACOMPAÑA CREDITO CON FMI

El BID aprobó el primer refuerzo al programa del Fondo: u$s 400 millones

Un crédito, por u$s 300 millones, para modernización, apoya el acuerdo con el FMI. El otro, de u$s 100 millones, para energías renovables, proviene del Fondo Verde

El Banco Interamericano de Desarrollo (BID) aprobó ayer dos nuevos préstamos para la Argentina por un total de u$s 400 millones, uno de los cuales es parte del refuerzo de u$s 2500 millones a la financiación del programa económico que acordó con el Fondo Monetario Internacional (FMI).

Los créditos del BID serán destinados a promover las inversiones privadas y públicas en el país, y beneficiar a las Pequeñas y Medianas Empresas (pymes) que inviertan en proyectos de energía renovable y eficiencia energética.

Uno de los préstamos, por u$s 300 millones, se destinará a impulsar el crecimiento económico mediante la modernización de los marcos institucionales en las áreas impositiva y de formulación de políticas. Las condiciones son un plazo de 20 años, con un período de gracia de 5,5 años y una tasa de interés basada en LIBOR.

Se trata del primero de dos préstamos programáticos, de rápido desembolso, en apoyo a reformas de política (PBP, por sus siglas en inglés), que serán ejecutados por el Ministerio de Hacienda para impulsar el crecimiento a través de inversiones privadas y públicas.

Y se trata de la primera operación aprobada luego del compromiso asumido en junio por el BID de apoyar a Argentina con un programa de operaciones de desembolso rápido por un total de u$s 2.500 millones a ser desembolsados entre 2018 y 2020.

El crédito será mayormente destinado a sentar las bases legales para implementar las reformas fiscales, de inversión y de impulso al espíritu empresarial en todo el país. El Gobierno busca mejorar el clima de negocios para la innovación privada, y modernizar el marco institucional para los proyectos de inversión, incluyendo a las empresas públicas y las asociaciones público-privadas.

El otro crédito fue otorgado con recursos provenientes del Fondo Verde para el Clima (FVC), por u$s 100 millones, y beneficiará a las pymes que inviertan en proyectos de energía renovable y eficiencia energética, con el fin de contribuir a la reducción de emisiones de gases de efecto invernadero. El plazo es a 20 años y será ejecutado por el Banco de Inversión y Comercio Exterior (BICE).

La línea que el BID puso a disposición por u$s 2500 millones, se suma a las del Banco Mundial, por u$s 1750 millones y del CAF Banco de Desarrollo de América Latina, por u$s 1400 millones. Se trata de desembolsos que duplican los habituales de estos organismos con el país.

Este refuerzo de u$s 5650 millones, a desembolsarse en el transcurso de un año, fue acordado para acompañar el programa de Argentina con el FMI, por el que firmó un stand by por u$s 50 mil millones.

Tags relacionados