Coronavirus: piden a la AFIP postergar vencimientos de impuestos y declaraciones

Expertos en tributación y contadores afirman que el brote en la Argentina dificultará a muchas empresas afrontar sus obligaciones fiscales y piden estirar los plazos de pago y de presentación de documentación. Además, piden prorrogar la repatriación de fondos para Bienes Personales.

El avance del coronavirus y las consiguientes restricciones por prevención golpean la actividad económica en general y complican el funcionamiento normal de las empresas y organizaciones. Por eso, especialistas tributarios y contadores piden a la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) aplazar los vencimientos impositivos de las próximas semanas.

En este escenario, las compañías aéreas, hoteleras y otras relacionadas con el turismo parecen ser las más afectadas, aunque las empresas de consumo masivo como shoppings y restaurantes también acusan el impacto, estiman.

El especialista tributario Sebastián Domínguez, socio SDC Asesores Tributarios, consideró que el Estado en todos sus niveles debe postergar excepcionalmente los cobros de impuestos a las empresas, los pagos a cuenta y la presentacipon de las declaraciones juradas.

"Las empresas de esos rubros bajan sus ingresos a pesar de que tienen que cubrir sus costos. Es necesario dilatar las fechas de pago para no ahogarlas financieramente. Tienen que pagar sueldos y costos fijos, y muchas no van a poder afrontarlos si tienen que pagar impuestos", sostuvo Domínguez, en diálogo con El Cronista.

Y agregó: "Si el Estado en todos sus niveles no toma estas medidas muchas empresas y pymes se van a ver en una situación de imposible cumplimiento, lo que va a afectar las fuentes de trabajo. Hay que tomar medidas excepcionales, cambió el escenario completamente, para suavizar los problemas que van a tener las empresas en lo inmediato."

Además, el analista resaltó que las empresas pueden tener problemas por el impacto en el funcionamiento de las áreas administrativas dado que parte de los empleados puede quedar en cuarentena, lo que dificulta para las compañías el cumplimiento de los vencimientos impositivos.

El especialista en tributación Iván Sasovsky puso el foco en las dificultades que surgen para los vencimientos de las declaraciones, en especial para los contribuyentes que pagan impuestos anuales y tienen que reunirse con contadores profesionales.

"Hay cuestiones de tipo presencial que no permiten trabajar normalmente con los vencimientos con una cuarentena de por medio. Principalmente los impuestos anuales que les corresponde a personas que durante el año no son sujetos de impuestos mensuales", señaló a este medio.

Y agregó: "En el resto del mundo, como Estados Unidos y España, se otorgaron prórrogas de vencimientos e incentivos fiscales por semejante freno de ciertas actividades económicas."

Para el especialista José Luis Ceteri, las empresas todavía van a poder cumplir con las tareas normativas, aunque vislumbra que aparecerán problemas con el pago de impuestos "en un par de meses" por la caída de las ventas.

"El parate de la actividad va a ser el mayor problema, pero todo lo que se deje de facturar este mes se va a observar recién en el dato de recaudación de abril, que va a ser un mes testigo", dijo Ceteri a El Cronista.

Por su parte, César Litvin, CEO del Estudio Lisicki, Litvin & Asociados, destacó que las restricciones por el coronavirus afecta los ingresos de empresas ligadas al turismo y a eventos, como las líneas aéreas, hoteles, restaurantes y espectáculos, por lo que "deberían reprogramarse los vencimientos de anticipos, pagos a cuenta y declaraciones juradas".

La Organización para la Cooperación y el Desarrollo (OCDE) recomendó a los gobiernos tomar medidas de impulso fiscal. "Esta no es una crisis que los bancos centrales puedan salvar", dijo la economista Jefe de la entidad, Laurence Boone. Entre esas medidas, el organismo aconsejó el apoyo para los servicios de salud, regímenes de trabajo flexibles con garantías de pago, la liquidez al sector financiero, el respaldo específico para las industrias afectadas como el turismo y normas estatales y tributarias más flexibles

 

Piden prorrogar la repatriación

Sasovsky considera que la propagación de la enfermedad puede comprometer la repatriación de fondos para pagar menos por Bienes Personales, que vence el 31 de marzo.

"Yo creo que la repatriación se puede ver comprometida. Sobre todo el hecho que por la cuarentena de quienes viajan, muchos no pueden ir al banco a abrir las cuentas especiales para la repatriación", señaló.

Domínguez coincidió en la necesidad de estirar el plazo, al destacar que el Banco de Inversión y Comercio Exterior (BICE) todavía no especificó en qué fideicomisos se podrá invertir. "Los contribuyentes no conocen todas las opciones de instrumentos a los que pueden destinar el dinero, debería estirarse hasta abril o mayo", dijo.

Quien posea activos en el exterior y esté alcanzado por la alícuota doble de Bienes Personales puede pagar la tasa simple, como si estuvieran dentro del país, si trae al país el 5% del total y lo deposita en una caja de ahorro especial antes del 31 de marzo.

Además de quedar depositado en esa cuenta, el contribuyente puede ser pesificar el dinero en el mercado cambiario al tipo de cambio oficial, puede invertirlo en fideicomisos orientados a la producción dispuestos por el BICE o puede suscribirlo en fondos comunes de inversión que se ajusten a las normas de la Comisión Nacional de Valores (CNV), que ya estableció los requisitos.

A diferencia de la CNV, la entidad que preside José Ignacio De Mendiguren todavía no definió los detalles, cuando restan nada más que 10 días hábiles para poder acreditar la repatriación de los fondos. Ambas opciones requieren que la inversión se mantenga hasta el 1° de enero de 2021 para que sea válida la reducción de la alícuota de Bienes Personales.

 

Tags relacionados

Más de Economía y Política

Noticias del día