Construcción y bienes durables empujan la producción de acero, que saltó 9,3% en noviembre

Es el primer crecimiento interanual desde que se declaró la pandemia, aunque en los últimos meses ya se observaba un mayor dinamismo, mes a mes, en sectores clave como el automotor, electrodomésticos, maquinaria agrícola y la actividad de la construcción. 

Las producción de acero crudo registró en noviembre una mejora del 9,3% en comparación al mismo mes de 2019 y un avance más modesto, del orden del 2,3% en relación a octubre

Es el resultado de la mayor demanda originada en la industria de la construcción (hierro redondo, aceros largos) y productos planos para diversas industrias de bienes durables, como el sector automotor, la fabricación de maquinaria agrícola, línea blanca, hojalata para envases, y la industria metalmecánica. 

De acuerdo al relevamiento mensual de la Cámara Argentina del Acero, la producción de acero crudo alcanzó el mes pasado las 390.800 toneladas, lo que representa un crecimiento del 9,3% en comparación a noviembre de 2019, cuando se habían producido 357.500 toneladas. Es el primer incremento interanual que se registra en el marco de la pandemia.

Por su parte, la producción de laminados de noviembre fue de 392.000 toneladas, semejante al mes anterior, con un aumento del 16,8% en relación al mes de 2019, cuando llegó a 335.500 toneladas.

Si bien el año terminará con caída de producción respecto del acumulado en 2019, las perspectivas para 2021, son mucho mejores. Así lo hizo saber la semana pasad el presidente Ejecutivo de Ternium Argentina, Martín Berardi, en el marco del seminario ProPymes, que todos los años realiza la Organización Techint con su cadena de valor. 

Berardi destacó que "lo peor ya pasó", y que se está recuperando el nivel de actividad en varios segmentos del negocio. Sin embargo, aún resta recuperar capacidad de producción en Vaca Muerta y la tracción al sector siderúrgico que produce tubos de acero sin costura. 

La Cámara Argentina del Acero señaló que la demanda de acero para la construcción privada "continúa alta, percibiéndose un generalizado acopio de materiales de obra". Esto ha generado faltantes en la cadena de distribución, pese a que las empresas de la industria del acero "vienen aumentando producción mes a mes".

En cuando a la industria automotriz, se destaca la mejora  del 13,5% en comparación a octubre y el salto de 20,2% en relación a noviembre del año precedente.

En la misma línea se movieron la maquinaria agrícola, un sector que busca capturar la renta agrícola y las inversiones en equipamiento en el sector primario, a partir de la suba de precios de los granos, que en soja, trigo y maíz, los principales cultivos del país, llegaron a valores récord en cuatro años.

Por su parte, electrodomésticos y envases de hojalata para las industrias de alimentos y bebidas y productos de higiene y limpieza, se muestran con una demanda consistente, que impacta positivamente en la producción de acero.

Las luces amarillas continúan en el sector hidrocarburífero, que en novimienbre "operó conm 32 equipos de perforación en promedio, ubicándose un 42% por debajo del nivel de actividad del mismo mes de 2019", señala un comunicado de la entidad sectorial.

En este contexto, los despachos de tubos sin costura para consumo local se desplomaron 55% en términos interanuales. Pero si bien el nivel de producción es bajo en relación a 2019, el volumen es "sensiblemente superior al del trimestre julio-septiembre, apalancado por el incremento de operaciones de exportación", destacó la Cámara Argentina del Acero.

 

      

   

Tags relacionados

Compartí tus comentarios