Con fe y tono opositor: una multitud va a San Cayetano por trabajo y con reclamos a horas de las PASO

El santo de la providencia convoca a miles de personas en su templo del barrio de Liniers. Organizaciones sociales renovarán también allí sus críticas al Gobierno y demandarán una agenda de la "economía popular". Guiños a la fórmula del Frente de Todos.

El termómetro social volverá a relucir este miércoles en la ciudad de Buenos Aires, gracias a una nueva manifestación con motivo de la fiesta de San Cayetano, a quien los devotos reconocen como el patrono del pan y del trabajo, justo cuando muchos argentinos carecen de ambos, de acuerdo a estadísticas oficiales.

El santuario que se levanta en el barrio porteño de Liniers programó la apertura de sus puertas desde la medianoche de este 7 de agosto, aunque cientos de personas ya acampaban a la puerta en la víspera para ser de los primeros en ingresar, sea con el objetivo de agradecer o bien pedir por trabajo.

Al margen de la veneración religiosa hacia este sacerdote napolitano del siglo XVI y la misa presidida por el cardenal Mario Poli a las puertas de la iglesia, organizaciones sociales, políticas y sindicales convocaron a marchar a primera hora desde Liniers hacia el Congreso para "denunciar la política de hambre y exclusión del Gobierno nacional" y "reivindicar el programa de tierra, techo y trabajo" que proclama el Papa Francisco, a quien toman por referente.

El santuario de Liniers aguarda por miles de peregrinos.

Los organizadores, entre los que figuran la Confederación de Trabajadores de la Economía Popular (CTEP) de Juan Grabois; Barrios de Pie con Daniel Ménendez a la cabeza, la Corriente Clasista y Combativa (CCC) de Juan Carlos Alderete, y el Frente Sindical de Pablo y Hugo Moyano y el bancario Sergio Pallazzo, pusieron toda su energía en la organización para lograr una postal imponente con la que atizar al Gobierno.

La consigna convocante se montará sobre las últimas cifras de carencia y retracción de la economía dadas a conocer de modo oficial; entre ellas, el aumento de la pobreza infantil, que ya afecta a casi la mitad de los menores de 14 años, de acuerdo al Indec; o bien la caída del 7% de la industria en junio y la racha de 14 meses en retroceso, a la par con la construcción, que se desplomó casi 12%.

Aunque la Marcha de San Cayetano no pretende impulsar a ningún candidato, será ineludible ver un apoyo implícito a la lista de Alberto y Cristina Fernández a solo días de acudir a votar. Con un esfuerzo por abstraerse del esceneario electoral, reclamarán la inmediata declaración de la emergencia en adicciones y el fortalecimiento de los dispositivos para la contención de drogodependientes; el cese de la "persecución violenta contra vendedores ambulantes"; la emergencia alimentaria, la aprobación de la ley de góndolas y un refuerzo a las raciones en comedores, entre otros temas. 

Tags relacionados