AFIP detectó otra usina de facturas truchas que emitió por $ 4100 millones

A partir de una investigación generada por la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP), las autoridades detectaron un complejo entramado societario dedicado a la emisión, colocación y venta de facturas electrónicas apócrifas por un total cercano a los $ 4100 millones en poco más de dos años.

La organización delictiva abasteció de comprobantes apócrifos a más de 5000 usuarios con el propósito de reducir la carga tributaria. Durante el transcurso de la investigación se comprobó la emisión, de al menos unas 45.000 facturas apócrifas.

El Juzgado Nacional en lo Penal Económico 9 a cargo del juez Javier López Biscayart ordenó, por pedido del Fiscal de la causa, Pablo Turano, la realización de 70 allanamientos en la ciudad de Buenos Aires, conurbano bonaerense y localidades del interior del país, tales como Comodoro Rivadavia, Bragado, Bahía Blanca, Mar del Plata, Resistencia, Córdoba y Rosario.

Con estas acciones se buscó obtener y resguardar los elementos probatorios que confirman la existencia y dimensión de la estructura ilícita denunciada, desenmascarar a sus jefes y organizadores, como así también facilitar las tareas de fiscalización dirigidas a determinar la real evasión de los sujetos que adquirieron los comprobantes apócrifos.

Participaron de los operativos más de 350 agentes de AFIP y personal de Gendarmería.

Más de Economía y Política