Q

A media máquina: en noviembre cayó más el uso de la capacidad instalada

Se redujo al 63,3%, el nivel más bajo para ese mes desde 2002. Quedó 1,5 puntos porcentuales abajo de octubre pasado y mostró un retroceso bastante importante frente al 69,2% de igual período de 2017. 

La industria manufacturera sigue sin dar señales de recuperación. Con niveles de producción que mes a mes muestran contracción en casi todo el abanico de actividades industriales no sorprende que la utilización de la capacidad instalada (UCI) haya retrocedido un paso más. 

Según datos del Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec) en noviembre el porcentaje de uso del potencial productivo en las diversas industrias llegó a 63,3%, 1,5 puntos porcentuales menos que en octubre pasado y un retroceso bastante importante frente a los 69,2% alcanzado en noviembre de 2017. 

Hay que remontarse a noviembre de 2002, en plena crisis post Convertibilidad, para encontrar niveles de utilización de la capacidad instalada industrial por debajo del último registro para el undécimo mes del año.

Según datos del organismo estadístico oficial, entre los sectores con menor uso de su potencial se encuentran la industria textil (43,9%), el sector automotriz (44,4%), la industria metalmecánica sin contar el bloque automotor (44,5%) y productos de caucho y plástico (51,6%). 

Sólo se salvaron del bajón las industrias metálicas básicas, que empujadas por la fuerte demanda de aluminio y acero, especialmente para fabricación de tubos sin costura para la industria petrolera, lograron un nivel de 88,0% de la capacidad instalada. Por su parte, papel y cartón llegó a 76,1% y productos de tabaco 74,6%.

 

Tags relacionados