La ‘apuesta china’ de Tevez tiene hasta ahora un sabor agridulce

El delantero dejó Boca Juniors a cambio de un contrato multimillonario. Sin embargo, deportivamente, aún no pudo alcanzar su mejor rendimiento en el Shanghai Greenland Shenhua.

Los números hablan casi siempre por sí solos. Para bien, o para mal. Algo de esto le ocurrió a Carlos Tevez, delantero que abandonó a principios de año Boca Juniors -antes de sumar un nuevo título a su exitosa carrera- a cambio del multimillonario contrato que le ofreció Shanghai Greenland Shenhua, equipo militante de la Superliga China.

Tevez, de 33 años, acumuló una buena cifra de dinero solo teniendo en cuenta sus transferencias a equipos de primer nivel como Corinthians (Brasil), West Ham, Manchester United, Manchester City (Inglaterra), y Juventus (Italia). Sin embargo, fue tentado por unos 40 millones de dólares por cada uno de los dos años en los que se prolonga el convenio con el club chino.

La cifra, incluso, puede incrementarse aún más gracias a varias cláusulas que Tevez y sus apoderados consiguieron incluir en el convenio antes de rubricar la firma.

En concreto, el delantero nacido en Fuerte Apache ya se aseguró en estos primeros 9 meses en China, unos u$s 30 millones. Sin embargo, su rendimiento en el césped aún dista del ideal por diferentes motivos.

Las cosas no empezaron bien para 'Carlitos'. El 8 de febrero pasado, en su debut, el Shangai Greenland Shenhua perdió 2-0 ante el Brisbone, de Australia, y quedó eliminado de la Champions League de Asia.

¿Cómo impactó esto Tevez? El objetivo de la entidad, en la que también juegan otros sudamericanos como los colombianos Giovanni Moreno, ex Racing Club, y Freddy Guarín, era ganar esta competición. Si eso sucedía, el argentino hubiese sumado otros u$s 2 millones a su billetera.

Dos meses después, en abril, una dura lesión dejó a Tevez por mes y medio afuera de las canchas, situación que complicó también su adaptación al fútbol asiático y al juego del equipo.

Hasta ahora, Tevez disputó solo 13 partidos por la Superliga China, sumó poco más de 1035 minutos dentro de la cancha, en los cuáles conquistó apenas 3 goles, es decir, un gol cada 345 minutos o 3,83 encuentros jugados.

Si se piensa con malicia, cada gol de Tevez le costó a Shangai Greenland Shenhua hasta ahora unos u$s 10 millones.

A los 13 encuentros en la Superliga China, debe sumarse el partido -antes mencionado- frente al Brisbone, por la ronda de repechaje clasificatoria para la Champions League de Asia, y otros 90 minutos más correspondientes a la FA Cup de China, en el cuál tampoco anotó goles.

Otra de las clausulas del impactante contrato estipula que Tevez cobrará otro u$s 1 millón si disputa el 70% de los partidos de la temporada de la Superliga China, según un informe elaborado por Michael Rafael Buschmann y Michael Wulzinger, periodistas de la revista alemana Der Spiegel.

El Apache gana poco más de 116 mil dólares por día, u$s 815 mil por semana, y u$s 3,3 millones por mes.

El convenio, cuya fecha de culminación es el 31 de diciembre de 2018, cuenta además con algunos otros objetivos bonus en caso de que Tevez alcance diferentes objetivos deportivos: si Shangai Shenhua se consagra campeón de la Superliga China, ganará otro u$s 1 millón; y si finaliza como goleador del campeonato chino, otros u$s 500 mil.

¿Y para Boca cuánto dinero quedó?

La cifra nunca quedó del todo clara. En su momento, medios chinos remarcaron que Shanghai Shenhua pagaría un resarcimiento de u$s 11 millones.

Sin embargo, en plena negociación se mencionó que esa cifra alcanzó los u$s 17,5 millones, a raíz del resarcimiento exigido por los dirigentes del club de La Ribera, en el que Tevez tenía un contrato por el cual cobraba unos u$s 4 millones anuales, aproximadamente.

Deportivamente, más allá del dinero, Tevez perdió varias cosas con su partida a China. Por un lado, no pudo festejar la consagración de Boca, el equipo del cual es hincha, a mediados de año.

Pero además, quedó lejos de un eventual regreso a la Selección Argentina, sobretodo, si se tiene en cuenta el déficit goleador y la complicada situación que atraviesa el conjunto de Jorge Sampaoli en su búsqueda por asegurarse un lugar en el Mundial de Rusia del año que viene.

Quizá lo más positivo para Boca y el propio Tevez es que el contrato con el club chino posee una curiosa cláusula de rescisión: el jugador podrá regresar únicamente al equipo de La Ribera al final de la primera temporada en caso de que no consiga adaptarse a la vida en China.

Los números hablan casi siempre por sí solos. ¿Para bien o para mal en el caso de Tevez?.

 

Tags relacionados

Más de Deportes

Noticias del día