Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Discovery, Sky y Liberty dispuestos a pagar u$s 8000 millones por la Fórmula 1

La principal categoría del automovilismo tiene nuevos interesados y podría cambiar de dueños en los próximos días, según el diario The Wall Street Journal

La Fórmula 1 podría cambiar de dueño en las próximas semanas. Según adelantó The Wall Street Journal, la categoría reina del automovilismo cuenta con posibles compradores que estarían dispuestos a pagar al menos u$s 8000 millones para hacerse con el control de esta competición.
Sky, Discovery Communications Inc. y Liberty Global son los candidatos a sustituir al fondo de capital riesgo CVC como principal accionista del certamen, si bien estos dos últimos forman un consorcio que podría impedir que el grupo británico participado por Rupert Murdoch se haga con el famoso certamen.
De confirmarse este cambio de dueño, CVC se desprendería de su participación en la F1, algo con lo que se había rumoreado en los últimos años, pero que nunca llegó a concretarse.
La firma de capital riesgo se hizo con el control del "Gran Circo" en 2006, aunque con el paso de los años ha ido reduciendo su presencia en el accionariado de la categoría hasta dejarla alrededor del 35% que ostenta en la actualidad.
Estos últimos años, la lista de posibles compradores de su participación ha estado compuesta por varios nombres.
En 2015 cobró fuerza el desembarco de Qatar como nuevo dueño junto al fondo estadounidense RSE Ventures, mientras que hace poco menos de un mes fue Apple la que atrajo toda la atención, al asegurarse desde Inglaterra que la firma de Cupertino barajaba la opción de comprar la competición.
De acuerdo al diario español Expansión, la llegada de un nuevo propietario coincidiría con una época de profundos cambios en el Mundial de Fórmula 1. Desde el punto de vista económico, esta nueva etapa comenzaría tras el acuerdo que el campeonato alcanzó con Heineken hace unos meses.
Este no solo ha supuesto la entrada de otro potente patrocinador, sino un cambio a la hora de vender el producto.
La F1, en gran parte por la reticencia de Bernie Ecclestone, no había explotado hasta hace un par de años las redes sociales como canal de difusión.
Desde 2015, su apuesta por ellas ha aumentado, y se espera que esta vaya a más en las próximas temporadas. Esta nueva política busca, en primer lugar, recuperar parte de la audiencia perdidas por el certamen en los últimos cursos, y en concreto, atraer al público más joven.
Para ello se ha apostado con fuerza por la producción de contenido propio con el vídeo como principal formato, ofreciendo tanto en Youtube como sobre todo en su web oficial resúmenes de los grandes premios, cuestionarios a los pilotos de la parrilla o un repaso a las mejores carreras que han tenido lugar en cada uno de los circuitos que visita el Campeonato.