U$D

MIÉRCOLES 19/12/2018
Dólar Banco Nación
/
Merval

De Israel a Madrid por Boca, incluso si le tocaba ir a la tribuna de River

Pablo Duer es periodista argentino, hincha de Boca y pagó unos u$s 700 para costearse el pasaje ida y vuelta Tel Aviv-Madrid para ver la final de la Libertadores. Y para asegurar su presencia compró entrada en el sector de los simpatizantes del "Millonario".

De Israel a Madrid por Boca, incluso si le tocaba ir a la tribuna de River

Pablo Duer es argentino, periodista e hincha de Boca. Tiene 25 años y llegó hace tres a Israel para trabajar en medios internacionales y locales, y apenas supo que la final de la Copa Libertadores se jugaría en Madrid, compró pasaje y la entrada… de River.

“Porque fueron las primeras en salir a la venta, y yo no me quería perder la final”. O sea que pagó 140 euros para entrar al Bernabeu, aunque fuera del lado rival. “Soy hincha de Boca desde que nací, mi viejo me hizo hincha. En Argentina iba a la cancha todo lo que podía.” Ahora ve los partidos por TV en momentos insólitos, por la diferencia horaria de cinco horas.

Para ver la final prevista hace dos semanas, varios amigos argentinos que viven en otras ciudades de Israel, como Haifa y Jerusalén, viajaron para reunirse a ver el partido en su vivienda de Tel Aviv pero "fue en vano" porque se canceló.

>

"Yo como hincha de Boca no quería que nos proclamaran campeones porque deseaba que el partido se trasladara a algún lugar, y por una cuestión egoísta, quería que fuera en Europa para poder ir a ver la final a la cancha", señala Deuer.

Su novia, que es suiza, no entiende nada. "Intenté explicarle que esto es algo único, histórico. Le decía que esto es más que una final de Mundial, como que Argentina y Brasil jueguen la final del Mundial“, comenta.

Y añade: “Apenas se confirmó que se jugaba en Madrid, me pedí el día en el trabajo, me lo dieron y esperé a que salgan las entradas para comprar el pasaje. El problema es que se vendían primero las de River… Yo quería sacar lo antes posible el pasaje para que no suba de precio, y organizar todo en Madrid. O sea que apenas salieron las de River, me compré una entrada e, inmediatamente, el pasaje. Conseguí hospedaje en Madrid, en casa de un amigo de mi familia”.

En los últimos días, su WhatsApp se llenó de mensajes de amigos de otras ciudades israelíes y otros países que viajarán a Madrid para ver el partido: ya son 14 los que confluirán en la vivienda generosa, “todos bosteros salvo nuestro anfitrión, de Racing”.

Pablo vuela a Madrid este jueves por la noche, para aprovechar el fin de semana, y hace escala en Estambul, con un total de 13 horas de viaje. El pasaje le costó u$s 300. “En realidad, me costó u$s 350 porque pagué los 50 extra para que sea un ticket cancelable, por si cancelaban el partido”.

Horas antes de viajar, ya tuvo una buena noticia: “desde la página oficial pude conseguir entradas para ir al sector de Boca. Pagué 140 euros por la primera entrada, luego 160 por la de Boca. Un amigo de River me pidió la otra, y yo podré ver a Boca con todos los bosteros.” Sea cual fuera el resultado, habrá vivido la pasión “argento-bostera” de Tel Aviv a España.

Comentarios1
lec.cella .
lec.cella . 06/12/2018 12:41:32

un boludo que pierde su dinero y su tiempo en una huevada y encima lo ensalzan en una nota perid�stica

Más notas de tu interés