U$D

Dólar Banco Nación
/
Merval

"Si usted está viendo este video es que he sido asesinado"

La frase del título corresponde a un documental sobre el asesinato de un importante abogado guatemalteco, de próximo estreno en nuestro país

El próximo lunes 11 de mayo a las 19, se presentará en el Village Recoleta el documental "La Guerra del Café (La Conexión Rosenberg)". Se trata de una historia con ribetes increíbles propios del thriller político más intrincado. Oscar Feito, su director, es periodista de profesión, pero ocupó un puesto de mucha exposición política como secretario de Medios de la gestión de Jorge Telerman como jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires. Al concluir su tarea en la función pública se dedico a la consultoría a la vez que volvió a practicar su oficio original pero a través de investigaciones que ahora plasma en documentales.
–¿Qué nos puede contar de este documental, que se parece mucho a un thriller político?
Es una película de tesis, de investigación, cuya historia también se va a filmar en Hollywood con la dirección del actor Matt Damon en su primera incursión detrás de cámaras. El protagonista del que se habla es Rodrigo Rosenberg, un abogado de la elite guatemalteca, que en 2009 es asesinado por sicarios. Así empieza una investigación respecto a quien lo mando a matar básicamente. Se trata de un abogado vinculado al mundo de los negocios, con clientes del establishment, que pertenece a un sector de la ultraderecha que ha participado de la guerra civil financiando grupos parapoliciales. La particularidad más llamativa de esta muerte es que la víctima había dejado grabado un video antes de que lo maten, en el que dice "Si usted está viendo este video es que he sido asesinado, y si he sido asesinado fue por orden del presidente". Pero además, también existe la sospecha de que se haya mandado a matar el mismo. Es una muerte con muchos intereses detrás.
–¿Qué lo lleva a investigar y filmar esta historia puntualmente?
–Yo conocía esta historia porque he trabajado en Guatemala. Además ya había filmado otro documental llamado "Ejecuciones extrajudiciales", sobre una serie de muertes vinculadas en el marco de lo allá se conoce como "limpieza social", pero en este caso asesinatos de delincuentes realizados por escuadrones parapoliciales dentro de las cárceles. Y acá entramos en el contexto del documental sobre Rosenberg: cómo las guerras desatadas durante los ’70 y los ’80 en Centroamérica entre grupos guerrilleros y contrainsurgencia, al finalizar generaron lo que se conoce como "mano de obra desocupada" y un clima de violencia que se sigue viviendo en la región, y en un país como Guatemala donde mueren 17 personas asesinadas por día. En medio de este ambiente se mueve la película.
–Sigamos con el argumento
–Bien. Cuando se difunde el famoso video en cuestión, se genera un estado de conmoción social muy importante, y nosotros intentamos avanzar en la hipótesis de que no fue un asesinato mas, sino que detrás de esa muerte estuvo la intención de dar un golpe de estado desestabilizando al Gobierno del presidente Álvaro Colom, que era un presidente que podríamos denominar progresista. Estaba haciendo algunas reformas de carácter económico de alguna manera populares, y había temor en ese momento de que el país virará hacia un gobierno de "izquierda" por llamarlo de alguna manera, y lo que no hay que olvidarse nunca es que Guatemala es un país estratégico para Estados Unidos.
–¿Cómo se produjo el film?
Gracias al Grupo Caras y Caretas del Grupo Octubre de Víctor Santamaría (Secretario General del Suterh y presidente del PJ porteño). Ellos la financiaron económicamente.

Más notas de tu interés

Comentarios0
No hay comentarios. Se el primero en comentar