Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
DÓLAR
/
MERVAL

El fracaso de "Batman vs Superman" provoca una revolución en Warner

El film tuvo una taquilla razonable, pero las críticas de la prensa y el público, más el reciente éxito de "Civil War" de Marvel, llevaron a la compañía a una gran reestructuración

Decir que una película que ha conseguido acumular en taquilla u$s 870 millones es un fracaso puede parecer una locura, pero lo cierto es que si se compara el éxito de "Batman vs Superman: El amanecer de la Justicia", con el de "Civil War", que en tan solo dos semanas roza los mil millones, la brecha entre Warner Bros/DC y Disney/Marvel se abre cada vez más.
Tomando en cuenta estos datos, Warner Bros. se ha planteado varios cambios con la intención de poner fin a esta "paternidad" cinematográfica que ya lleva varios años.
En consecuencia, el estudio ha decidido confiar en Jon Berg y Geoff Johns para supervisar las próximas películas de DC Films, la nueva división centrada en la adaptación del sello de cómics. Berg será el presidente de DC Films y Johns se le unirá como co-supervisor a la vez que mantiene su vínculo con DC Entertainment. Además, este último llega con el éxito a sus espaldas de haber sido capaz, junto al productor ejecutivo Greg Berlanti, de llevar a buen término las adaptaciones televisivas de los superhéroes de DC con "Arrow", "The Flash" y "Supergirl".
Como parte de su nuevo trabajo, Berg y Johns se convertirán en productores de las dos películas de "La Liga de la Justicia". Berg ya se encontraba trabajando en "Escuadrón Suicida" y "Wonder Woman". Con estos movimientos, Warner Bros. trata de armar una dirección común de las películas del universo DC, de modo que no se deje espacio a posibles disparidades. En resumen, seguir una metodología de trabajo similar a la que se lleva a cabo en Marvel.
Ben Affleck seguirá vinculado a la franquicia, y por partida doble a las de "La Liga de la Justicia" que dirigirá Zack Snyder, ya que interpretará a Batman a la vez que se hace cargo de la producción ejecutiva, gracias a su curriculum y su performance en "Batman vs Superman". Por otro lado, Warner Bros. en su afán por reinventarse, decidió prescindir de Seth Grahame-Smith, quien iba a debutar en la dirección con "The Flash", para encontrar un profesional más experimentado. Además, el estudio ya se encuentra trabajando en un intento de suavizar el tercer acto de "Escuadrón Suicida", película que podría significar un cambio en la percepción actual sobre el universo DC.
Las medidas no solo responden a la intención de Warner de que DC le reporte mayores beneficios. Warner las ampliará para todos sus proyectos con la intención de refinar funciones del estudio, donde tras una racha decepcionante de películas, varios directores y productores se han quejado de un proceso bastante turbio en las decisiones de dar luz verde a los proyectos.