U$D

DOMINGO 26/05/2019

Countries en la mira: analizan contaminación en 74 barrios

La Acumar, creada tras el fallo de la Corte de 2008, inspeccionó a los 74 conjuntos inmobiliarios de la cuenca Matanza Riachuela, en especial a los barrios cerrados que generan eluentes cloacales y deben tener plantas de tratamiento funcionando

Countries en la mira: analizan contaminación en 74 barrios

La agencia ambiental Autoridad Cuenca Matanza Riachuelo puso la lupa en los countries y sus efluentes cloacales. Hay 74 conjuntos inmobiliarios en la zona de influencia de la Acumar y todos tienen la obligación de tener plantas de tratamiento de estos residuos.

En los últimos meses todos fueron inspeccionados, se tomaron muestras de los cursos de agua de las cercanías, algunos fueron intimados para que corrigieran situaciones con sus plantas de tratamiento, sufrieron sanciones, y por último, resultaron incluidos en los establecimientos que debían empadronarse en el censo que realizó la Acumar y que terminó la semana pasada.

La cuenca Matanza Riachuelo sufre tres problemas puntuales: el principal por mucho es el de los efluentes cloacales, explicó Nicolás Bardella, director general de ambiente de la Acumar. Sólo 39% de la población de la cuenca tiene cloacas, aunque se están haciendo grandes trabajados para solucionar este problema, los que dependen en su mayoría de la ciudad y la provincia de Buenos Aires.

El segundo problema es de los residuos urbanos, la Acumar retira 100.000 toneladas de basura sólida al año de la cuenca, comentó Bardella.

Y por último, los efluentes industriales, entre los que se cuentan los de industrias propiamente dichas y otros que se consideran como tales, por ejemplo, los lavaderos de autos y los propios countries.

Tampoco los countries de la cuenca tienen cloacas en su gran mayoría, pero sí tienen obligación de tener su propia planta de tratamiento de efluentes antes de volcar aguas a los cursos de agua.

En la categoría de “industriales” unos 9.000 establecimientos son controlados por la Acumar, tanto como por el Organismo Provincial de Desarrollo Sostenible (OPDS) y la Autoridad del Agua, ambos bonaerenses, y la Agencia de Protección Ambiental (APRA), porteña. 

De estos establecimientos variados, 831 fueron encontrados en falta con la normativa ambiental por Acumar, que realiza 6.000 inspecciones de la cuenca al año; declarados agentes contaminantes, e intimados a presentar un Plan de Adecuación, según una nueva normativa de inspección para Matanza Riachuelo, indicó Bardella.

Se trata de la Resolución 12/2019 de la Presidencia de la Acumar, del 14 de enero, que derogó 30 normas que tornaban burocrático todo el trabajo de la agencia ambiental.

Sobre todo, subió de 5 a 22 las infracciones asociadas al daño que realmente se genera a los cursos de agua de la cuenca y al aire, con efluentes gaseosos, y no tanto a cuestiones de presentaciones de papeles como eran las anteriores.

Las multas se gradúan ahora por fórmulas que tienen en cuenta los tipos de infracción, el nivel de incidencia de la industria (no es lo mismo una refinería que un lavadero de autos) y un coeficiente económico que diferencia pymes, monotributistas y grandes empresas.

Por una infracción formal un monotributista puede tener que pagar $ 5000 y una gran empresa que genere un vuelco al río con desvíos graves de la normativa ambiental, enfrentará una sanción de $ 6 millones, ejemplificó Bardella.

Para los countries no se utiliza el coeficiente económico, sino la cantidad de parcelas, ya que no es lo mismo un barrio cerrado donde viven 1000 personas que uno donde viven 10.000, y principalmente se sanciona con multas el vuelco de efluentes por fuera de los parámetros que para la Acumar son normales, expresó el funcionario.

También el no empadronamiento tiene sanción, que para los countries, al ser personas jurídicas es de $ 180.000, mientras que para las personas humanas de $ 50.000.

Este empadronamiento es el primero que se hace desde 2008, cuando se puso en funciones el sistema de control tras un fallo de la Corte Suprema de Justicia.

Además, sacó del listado de los candidato a peluquerías o carnicería de barrios, y añadió a lavaderos de autos y countries, que tienen riesgos más realistas.

Terminó el domingo 20 pasado pero sólo llegó a censarse 60% de los establecimientos que calcula la Acumar que hay en la cuenca gracias a cruces con los organismos de la provincia y la ciudad de Buenos Aires.

Por ese motivo, ya está intimando a muchos a empadronarse. Si lo hacen dentro de los 10 días de notificados por carta documento, la multa se convierte en apercibimiento no monetario.
 

Comentarios0
No hay comentarios. Se el primero en comentar

Más notas de tu interés

Shopping