Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Cómo es Mastodon, la red social de la que hablan todos

Es una red de código abierto, sin publicidad y con posteos moderados para evitar expresiones de odio racial y apología de la violencia.

Mastodon es una red social para aquellos usuarios que quieren evitar la toxicidad de Twitter. Se trata de una plataforma alternativa, de código abierto, diseñada de manera muy similar a Twitter, pero con una diferencia: no hay una compañía detrás que sea dueña de toda la información.

Es una red social descentralizada, esto es, sin un servidor central. Así, el usuario puede elegir el servidor que más le guste, que en la red social de mamut gigante (del pajarito al mamut… sutil, ¿no?). En este momento hay 545 instancias con 155.671 usuarios registrados, que van de algunas con miles de participantes hasta otras que tienen menos de 10 usuarios anotados.

Puede decirse que su arquitectura es similar a la de la (¿fallida?) red social Diaspora, que está basada también en código abierto y donde cada usuario puede “subirse” a un servidor de su confianza, pero a la vez puede interactuar con quien quiera dentro de la red social (que, en realidad, sería una red de redes).

Las características de Mastodon:

Máximo de caracteres: 500 (contra los 140 de Twitter).

El timeline se muestra en orden cronológico y es público (si uno quiere “proteger” los posteos, lo puede hacer de a uno).

La idea es que no haya publicidad y, además, no le exige nada a sus usuarios (o sea, no manda notificaciones de “mira este tuit”). Sin embargo, tal como menciona Mashable, ya hay marcas que se han creado un perfil en esta red (como Walmart).

Mastodon tiene un equipo trabajando para moderar el contenido y así evitar uno de los males que asolan a Twitter: los mensajes que hacen apología de la violencia, los racistas, sexistas o, incluso, los que sean demasiado publicitarios.

Un pequeño detalle: la instancia principal de Mastodon, por ahora, está cerrada a nuevos usuarios por la cantidad de tráfico. Pero, claro, puede elegirse otra instancia para anotarse.

¿Sobrevivirá esta red de redes que busca ser un nuevo, mejorado y más amigable Twitter? Difícil de decir pero cabe señalar que, para masificarse, una red social necesita más que early adopters —aquellos usuarios que prueban todo sólo porque es nuevo (¿alguien se acuerda de Meerkat?) —, necesita de masa crítica.

Ninguna, ni Diaspora, ni Ello.co (esta última se presento como una propuesta sin publicidad para rivalizar tanto a Twitter como a Facebook y hoy sobrevive como una plataforma para artistas), lo lograron. Y mejor no hablemos de So.cl, Sónico u Orkut.