Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
DÓLAR
/
MERVAL

Incógnitas sobre la conexión china

Bueno, en parte los rumores eran correctos. Tras la decisión de Cristina Fernández de Kirchner de renacionalizar YPF, se habló entre los observadores de la Argentina sobre la posibilidad de que China tuviera un papel en esta historia.
Como dijo alguien, por qué otra razón iba Fernández a avanzar para expropiar la participación mayoritaria en manos del grupo español Repsol a menos que pensara que las grandes petroleras chinas iban a intervenir para proveer los miles de millones que hacen falta para desarrollar los activos de YPF.
Pero, como informó el Financial Times el martes a la noche, en realidad los chinos estaban en negociaciones con Repsol, no con Argentina. El FT dijo que “Repsol trató de vender una participación controlante de su empresa petrolera argentina a un grupo energético chino antes que fuera nacionalizado por Buenos Aires. Este intento secreto por vender su interés de 57% en YPF al comprador chino, que una de las fuentes identificó como Sinopec, se frustró cuando el gobierno argentino anunció el lunes que expropiaría 51% de la compañía.
Aparentemente, la estrategia de Repsol fue pedirle a los chinos, que habían expresado antes interés en YPF, si querían comprarle su parte. Tras cerrar, en principio, un acuerdo con Sinopec Repsol presentaría el plan a Buenos Aires, que lo vería con buenos ojos ya que tendría un nuevo socio. Lamentablemente para Repsol, Buenos Aires nacionalizó antes de que pudiera presentar el plan.
¿Dónde deja eso a Sinopec? En teoría, podría tratar de llegar a algún tipo de acuerdo con Fernández. ¿Querrá Sinopec invertir en activos de los que otros se han apropiado e involucrarse en una batalla legal entre España y Argentina? Dado que Repsol es socio de Sinopec en Brasil y que ambos acaban de hacer un gran descubrimiento petrolero offshore en Brasil, eso parece improbable.
Pero, si es así, ¿por qué entrar en conversaciones con Repsol en primer lugar? Seguramente debe haber visto, como lo veía Repsol, que el final del juego estaba cerca? ¿O creía que Argentina no iba a seguir adelante con la renacionalización una vez que ella tomara el control?
Quedan muchas preguntas sin respuesta, pero Sinopec haría bien en tener en cuenta el revés que sufrió otra petrolera china, Cnooc, cuando intentó comprar la participación mayoritaria de BP en Pan American Energy, la segunda productora de petróleo de Argentina por u$s 7.100 en 2010. La operación se desplomó en medio de disputas en noviembre pasado: BP le echó la culpa a Cnooc por no haber conseguido aprobación de los entes regulatorios en China y Argentina, mientras Cnooc le echó la culpa a “la manera en que BP se comportó durante las negociaciones”.