Zoom editorialExclusivo Members

Inflación en baja y una sociedad con esperanza, factores claves para Milei

La inflación de abril fue de 8,8% mensual y por primera vez en seis meses el número registrado se ubicó por debajo de los dos dígitos.

En el Gobierno se festejó el resultado del Índice de Precios al Consumidor (IPC) que comunicó el INDEC. Sin embargo, detrás de la alegría oficial, hay consideraciones a tener en cuenta. La primera y principal es que la inflación mensual que tiene la Argentina, si bien se encuentra a la baja, suele ser la suba anual de los precios en la mayoría de los países del mundo. Incluso hay países cuya suba anual de inflación es menor.

El otro punto a tener en cuenta es por qué está bajando la inflación. Los analistas creen que el freno de la actividad, con caídas importantes en industria, por ejemplo, es uno de los motivos por los cuales los precios están bajando.

Para el Gobierno "la fuerte desaceleración de los últimos meses se sustenta en el programa económico implementado en diciembre, cuyos pilares son el equilibrio fiscal, el saneamiento de la hoja de balance del BCRA y la implementación de medidas de desregulación y reducción de costos para el sector privado". "Esto permitió transitar, en menos de 5 meses, de una economía con expectativas desancladas y alto riesgo de hiperinflación a una que ha generado las condiciones para la reaparición del crédito hipotecario de largo plazo luego de 7 años", agregaron según las agencias.

La división de mayor aumento en el mes fue Vivienda, agua, electricidad, gas y otros combustibles (35,6%) por los incrementos en las tarifas de gas, agua y electricidad. Le siguieron Comunicación (14,2%), por las subas en servicios de telefonía e internet, y Prendas de vestir y calzado (9,6%) por cambios de temporada.

Las divisiones con mayor incidencia fueron Vivienda, agua, electricidad, gas y otros combustibles en las regiones de GBA, Cuyo y Patagonia, donde se destacaron las subas de Gas, Suministro de Agua y Electricidad; y Alimentos y bebidas no alcohólicas (6%) en las demás regiones, donde se destacaron Carnes y derivados; Leche, productos lácteos y huevos; y Verduras, tubérculos y legumbres, detalló NA.

Otro dato que el Gobierno festeja es el de la canasta básica. En abril subió 7,1%, por debajo de la inflación. Con estos números, una familia necesitó $ 828.158 para no ser pobre, informó el INDEC.

Está claro que el Gobierno tiene el apoyo de una sociedad que, golpeada por la crisis, no quiere perder la esperanza de estar mejor. Es cierto que la inflación baja, pero también es cierto que la recuperación, por ahora, es una incertidumbre.

Noticias de tu interés

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.