El día después: qué pasará cuando finalice el 'paquete de alivio' del Gobierno

La batería de medidas que Mauricio Macri anunció para pymes y más de 17 millones de trabajadores, tras el resultado de adverso de las PASO, vence a fin de año. Cuál sería el impacto en la economía.

Mientras las diferentes posturas económicas, locales y extranjeras, debaten si ante la actual crisis conviene dolarizar la economía, llegando incluso al alocado extremo de querer eliminar el Banco Central, la duda es poder saber qué va a suceder a partir del 1 de enero de 2020, con todas la medidas de reducción de impuestos y mejoras salariales aprobadas luego de las elecciones PASO. Los que proponen la dolarización no explican de dónde saldrán los dólares necesarios para que circulen por nuestra economía.

Algunos podrían pensar en que se originen por las exportaciones, pero si vendemos alimentos, cifra que igualmente no alcanzaría por sí sola, como consecuencia se produciría un notable aumento en el precio de la comida para los argentinos. Lamentablemente para este esquema, no somos un país exportador de commodities que sean minerales o petróleo cuya salida no influiría negativamente en el consumo interno de su población, ya que no se encuentran directamente relacionados.

Otros, en cambio, pensarán que para aplicar esa medida (dolarizar) una manera de hacerlo sería tomando nueva deuda, seguramente de países que tendrían una intención de conveniencia geopolítica a la hora de aprobar sus préstamos, más allá del rendimiento financiero que podría obtenerse; dicho en otros términos: ¿Quién le presta a un insolvente sabiendo que después va a tener dificultades para poder cobrar?

Fue extraña la rapidez en que se resolvió y el monto importante de desembolsos aprobados por el FMI para un país que no contaba con una calificación favorable. Por otro lado, el panorama oscuro se agrava con todas las últimas medidas económicas-tributarias tomadas por el gobierno, que vencen a fin de año.

Fue extraña la rapidez en que se resolvió y el monto importante de desembolsos aprobados por el FMI, para un país que no contaba con una calificación favorable. Por otro lado, el panorama oscuro se agrava con todas las últimas medidas económicas-tributarias tomadas por el gobierno, que vencen a fin de año; que sucedería si no se renueva la tasa cero del IVA el 1 de enero, instantáneamente subiría el precio de los trece productos de la canasta básica que fueron elegidos. Otro tanto sucedería con el Impuesto a las Ganancias, con las medidas a favor de las pymes, etc.

Beneficios con fecha de vencimiento

Actualmente, se estaría estudiando que el sector privado otorgue un bono de $ 5000 para los trabajadores, de la misma forma que ocurrió con el sector público. Pero esta medida tiene sus consecuencias, tanto para las pymes, que en muchos casos quedaron con parte de su capital de trabajo “reperfilado y no estarían en condiciones de poder pagarlo, como para los trabajadores, dado que este importe se encuentra alcanzado por Ganancias y el valor efectivo a percibir, en muchos casos, podría ser notoriamente inferior.

El motivo es que, por ese pago, algunos que habían dejado de pagar el impuesto, por el incremento del 20% en algunas deducciones personales, ahora deberían volver a abonarlo. Es lo que sucedería con los trabajadores solteros que cobran de sueldos brutos mensuales menos de $ 55.376 y casados con dos hijos de $ 70.274. A otros, en cambio, cobrar ese importe del bono les supondría saltar a una escala mayor de la que vienen tributando ahora. Como puede verse, Ganancias en los sueldos contamina todo.

Macri anunció el paquete de "alivio" tras la dura derrota en las PASO.

Otra medida que rige hasta fin de año es la tasa cero para trece productos que integran la canasta básica de alimentos, para la venta al consumidor y la de la etapa anterior mayorista. Lógicamente, si el nuevo gobierno no la renueva, a partir del 1° de enero del año que viene, se producirá un aumento en el precio de esos productos instantáneamente, afectando una vez más el sufrido bosillo de todos los consumidores. Pero si en cambio se renueva la medida, las afectadas serán las provincias por los fondos que dejan de recibir por la coparticipación de los impuestos.

Otra duda es lo que pasará con las mejoras parciales que hubo para los contribuyentes autónomos, los empleados y los monotributistas. Para los pequeños contribuyentes, que son tratados como “los malos de la película , los pagos que hagan de sus mensualidades a partir de octubre vendrán sin rebajas, debido a que el beneficio se limitó a condonar únicamente el componente impositivo, que vence en la cuota de este mes. Recién a partir del mes de enero podrán aplicarse las nuevas escalas de los parámetros ajustados por el índice de movilidad previsional de todo este año, y que provocará a partir de febrero el correspondiente aumento de la mensualidad a pagar.

Los autónomos el año que viene volverían a tener que pagar el 100% del importe de sus anticipos, que fueron originalmente determinados para este ejercicio. Esto es a pesar de que se elevó en un 20% el mínimo no imponible y la deducción especial para los que están en relación de dependencia, y en realidad el beneficio debería haber sido igual para todos (empleados y autónomos).

Noticias del día