Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
DÓLAR
/
MERVAL

Pymes: incentivar o presionar, esa es la cuestión

En estos días decisivos (con blanqueo de capitales incluido) y comenzando un segundo semestre, aun con alta tasa de inflación, recesión y todavía soportando la pesada herencia recibida y ante la imperiosa necesidad del Gobierno de recaudar, nos encontramos ante una paradoja que se vive y se siente en el mundo pyme: hay incentivos o hay presión. Por un lado se aprueba una Ley de pymes que es un importante avance pero por otro la pregunta es: ¿alcanza?, ¿se está incentivando correctamente? ¿Con la Ley de pymes: se bajan los costos laborales? Los juicios laborales son controlados y ya no provocan resultados desmedidos en contra de las pymes en donde cualquier empleado reclama sumas excesivas y sin ningún control se transforma en una industria de los juicios laborales. Que el pago del IVA sea trimestral: ¿es un verdadero beneficio? ¿O solo permite planificar el pago pero a la pyme no se le saca el problema de tener una presión fiscal altísima? ¿Que eliminen el impuesto a la ganancia mínima presunta, cuando gravaba una activo de $ 100.000 y por ende ante ese monto desactualizado casi ninguna pyme abonaba, es un real incentivo? Monotributistas: nadie dice nada, pero no sería serio actualizar las escalas y montos teniendo en cuenta que cada vez más contribuyentes se encuentran al borde de ser responsables inscriptos con lo que implican los mayores costos de esto. ¿O hay una intención en el tiempo que los monotributistas desaparezcan?
Por otro lado se incentiva al crédito pero: ¿las tasas son competitivas comparando con la región? ¿Y que pasa con los requisitos exigentes de los bancos que filtran cualquier solicitud porque a ellos mismos los presionan con exageradas multas y se produce un embudo en donde pymes muy selectas son las que pasan el filtro?
Por otro lado hay que entender que en la Argentina, en casi toda su historia, no existió una cultura y educación tributaria, en donde se concientice al empresario pyme de la importancia de pagar los impuestos para el bien común y a su vez los políticos contribuyeron a que la sociedad tenga casi nulos beneficios por abonar sus impuestos (los cuales fueron robados) y sumado a que los empresarios pymes ( no todos) se aprovecharon y sacaron sus ventajas de esto, Por consiguiente la cuestión es: ¿hay que presionar a las pymes
(además de incentivarlas) porque tocando el bolsillo del empresario es la única manera que se cambie el paradigma y se bajen las tasas de evasión?
Por otro lado nos encontramos frente al blanqueo: ¿se analizó cómo afecta esto a las pymes? Se quiere recaudar y atraer fondos y dejan fuera a los políticos que según estadísticas son los que más evadieron. Por otro lado si la justicia funcionase correctamente, no es una mala decisión, pero por el momento no conocemos presos políticos por evasiones fiscales.
Dejar un margen de error al blanqueo del 1% ¿es conveniente? Estamos en un país que el nivel de bancarización es muy bajo y por historia (los que vivimos y conocemos el mundo pyme) sabemos que hay altos niveles de evasión. ¿No hubiese sido mejor dejar un margen un poco más amplio para ver el accionar pyme?
Aquí se plantearía nuevamente si hay que presionar de una sola vez o en escalas como sucedió con los ajustes.
Es bueno escuchar hoy que hay ideas y disposiciones en concreto de incentivar a las pymes que antes no se escuchaba, (que en definitiva son el motor indiscutible del país), pero por ahora el tema es si estamos bien enfocados o es prueba y error. Por las dudas como dice un empresario conocido: ‘A Dios rogando y con el mazo dando’.

Más notas de tu interés

Comentarios0
No hay comentarios. Se el primero en comentar