Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Por una salud con más solidaridad y equidad

En el marco de la realización del IV Congreso de Entidades Solidarias de Salud en la ciudad de Mar del Plata, que concluyó la semana pasada, expertos, funcionarios y ex funcionarios del sector efectuaron una fuerte crítica a los distintos aspectos que hoy rodean el Sistema de Salud, como la Judicialización, la desactualización del programa médico obligatorio (PMO), la falta de recursos humanos calificados y el riesgo de las enfermedades catastróficas, entre otros.
El evento organizado por la Obra Asistencial Mutual de Mar del Plata (OAM), promovió un amplio debate sobre las políticas, los alcances y las nuevas estrategias de la Salud. En ese sentido el presidente de OAM Dr. Rubén Pili, afirmó: "La salud es un derecho de todos, el más solidario, y por eso debemos trabajar en conjunto por una salud más justa. Nos proponemos afrontar los desafíos hacia una Salud más accesible y debemos hacer escuchar nuestra opinión para lograr mayores y mejores soluciones".
Entre las conclusiones, se señaló la falta de un análisis serio de la Calidad de Salud que recibimos los argentinos. Las discusiones del sector están actualmente circunscriptas exclusivamente al financiamiento, dejando de lado fallas endémicas y los cuestionamientos de las partes involucradas. Así es que las propuestas que se generan, se centran exclusivamente en la disposición de más recursos y en función de ello, comienzan y terminan todas las políticas públicas.
La oferta de los financiadores (Estado, Obras Sociales y Prepagas) y los prestadores (Públicos, Seguridad Social y Privados), no se corresponde con la demanda de servicios de salud de la población, porque las necesidades del paciente no parecen ser consideradas por los decisores sanitarios.
Un lector distraído, podría presumir que el PMO, como canasta básica de prestaciones, es el instrumento que contiene tales necesidades. Y en principio tendría razón, pero si advertimos que la última actualización del programa médico obligatorio, data de 2004, tendríamos que coincidir que las necesidades de nuestra población no están totalmente cubiertas por la oferta.
Los problemas habituales en la accesibilidad a los servicios, como las guardias multitudinarias, las colas de varias horas para conseguir turnos, la falta de camas, la suspensión de cirugías programadas etc., reflejan una atención deshumanizada con desprecio por el paciente.
El anunció de una Cobertura Universal de Salud por parte de las actuales autoridades sanitarias del país, genera una importante adhesión en los actores del sistema, pero se da sin un verdadero debate previo, que considere los problemas estructurales y de gestión que tiene nuestro Sistema de Salud. Antes necesitamos conocer con certeza, el tipo de salud que nuestro país requiere, con reglas justas y claras, con un fuerte combate a la inaccesibilidad.

Más notas de tu interés

Comentarios0
No hay comentarios. Se el primero en comentar