Las medidas del BCRA muestran flexibilidad en la negociación con el FMI

El Banco Central, en acuerdo con el FMI, ha tomado medidas muy relevantes que acrecientan las probabilidades de que la larga transición hasta el 10 de diciembre transcurra sin una severa crisis financiera, económica, social, y política.

Hemos sido varios los economistas que veníamos insistiendo en el tema de que era necesario disponerse a usar las reservas del BCRA, y que también veíamos preocupante que no se pudiera intervenir de ninguna manera antes del techo de $ 51,45.

Ambas cuestiones han sido ahora consideradas en lo resuelto por el Banco Central.

Veamos los 3 párrafos claves de las medidas adoptadas:

  • “En primer lugar, el BCRA podrá realizar ventas de dólares aún si el tipo de cambio se ubicara por debajo de $ 51,448, cuyo monto y frecuencia dependerán de la dinámica del mercado .

Esto es muy relevante. Significa en la práctica el fin de la Zona de No Intervención, que quedará ahora más como una “zona de referencia . No sabemos si se pactó con el Fondo Monetario Internacional montos máximos de ventas o algunos criterios de intervención. Esperaríamos que subas diarias de p.ej. 2%, con relativo poco volumen, y si no es por subas del real u otras monedas, lleven al BCRA a intervenir para atemperar mucho los movimientos.

  • “En segundo lugar, si el tipo de cambio se ubicara por encima de $ 51,448, el Central incrementará de u$s 150 a u$s 250 millones el monto de la venta diaria estipulada hasta ahora .

Relevante también. Vender en una semana u$s 1,250 MM en lugar de u$s 500 MM en semanas álgidas, puede ayudar bastante.

  • “Asimismo, podrá determinar la realización de intervenciones adicionales para contrarrestar episodios de excesiva volatilidad si lo considerase necesario .

Sumamente relevante. Se acerca a la idea de establecer un techo realmente firme en $ 51,45 si el proceso de dolarización fuera realmente fuerte en meses venideros.

Un tema general muy importante: se demuestra (una vez más), que se pueden llegar a renegociar aspectos del acuerdo con el FMI, lo que habilita a pensar que podría haber alguna flexibilidad adicional si fuese necesario.

Quedan igualmente algunas dudas: no sabemos si se han establecido con el FMI, montos máximos de intervención “acumulada .  Nos preocuparía si este fuera el caso, y si fueran montos “demasiado más bajos que el total de las Reservas Potencialmente Usables que estimamos a la fecha, en unos u$s 48,000 MM.  

Pero en síntesis: muy bienvenidas las medidas del BCRA. Para complementarlas, harían falta ahora medidas que permitan al Tesoro disponer de fondos para recompra de bonos, procurando que el riesgo país no se dispare a valores que implican probabilidades de default demasiado altas, que el Gobierno no debería convalidar.

(*) Consultor. Ex Representante Ministro Lavagna en el Banco Central

Tags relacionados
Noticias del día