Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

La Fed subió la tasa y evitó sorpresas: qué hay que esperar ahora

SANTIAGO PALMA CANÉ Socio de Fimades

0
La Fed subió la tasa y evitó sorpresas: qué hay que esperar ahora

En su reunión de hoy, la autoridad monetaria de los Estados Unidos (Fed) decidió aumentar su tasa de referencia en 25 puntos básicos, llevándola de 0,75% a 1%. Dicha decisión se daba prácticamente por descontada ya que la entidad, a través de su esquema de “Forward Guidance” (información anticipada al mercado acerca de las políticas a seguir por la entidad) venía anticipando una primera suba de tasas durante el corriente año. A este respecto, a principios de mes fue informada la inflación de febrero con un valor del 1,8%. Por su parte, el viernes, los datos del mercado laboral fueron concluyentes respecto a la fortaleza del mercado laboral: 235 mil nuevos puestos de trabajo (versus un promedio del último trimestre de 200 mil), incremento de salarios interanual del 2,8% y tasa de desocupación del 4,7%. Con estos datos sobre la mesa, y de acuerdo a lo informado reiteradas veces por la entidad y sus autoridades, el mercado no fue “sorprendido” por la decisión. Más aún, en su Comunicado de Prensa, la Fed explicó en detalle cuál era su visión actual de la economía y cuáles serían las pautas que seguiría en el mediano plazo.

Respecto a la macro, sus principales observaciones han sido:

  • El mercado laboral continúa fortaleciéndose y la actividad económica permanece en una moderada expansión
  • El gasto en consumo también se expande, mientras que la inversión en activos fijos comienza a recuperarse
  • La inflación se ha incrementado en los últimos meses, aproximándose al objetivo de un máximo del 2% anual. Las expectativas de precios para el futuro cercano se hallan razonablemente “contenidas”

En relación a las pautas, su “Forward Guidance” indicaba:

  • La política monetaria se enfocará a cumplir el mandato dual de la entidad: máximo empleo con estabilidad de precios
  • Se espera que, con “graduales ajustes” de la posición monetaria (léase tasas), la actividad económica continuará expandiéndose a una tasa razonable, el mercado laboral permanecerá sólido y la inflación se estabilizará alrededor del 2% anual
  • Se estima que las condiciones económicas se desarrollarán de manera tal que garanticen futuros y graduales aumentos de la tasa de interés, la cual probablemente permanecerá por algún tiempo por debajo de la tasa del 3% considerada como “neutral” en el largo plazo (aquella que no impulsa ni enfría la economía)
  • Dichos incrementos serán graduales y siempre en función de la evolución de las variables macroeconómicas, en especial las relacionadas a empleo y precios

¿Qué puede esperarse a partir de ahora? En función de lo afirmado por la Fed, en nuestro escenario base estimamos que -a lo largo de este año- habrá dos o tres  subas adicionales; esperándose un nivel de 1,50%/1,75% para diciembre. La tasa neutral del 3,0% recién se alcanzaría a lo largo de 2019.

Una última reflexión. Anterior a la vigencia de la “Forward Guidance”, implementada por Ben Bernanke y continuada por la actual Presidenta de la Fed, la entidad procedía en forma opuesta; esto es, no dando indicios de su futuro accionar. Esta práctica llevó a que -muchas veces- el mercado sufriera “sorpresas” que, indefectiblemente, provocaban desequilibrios en el sistema financiero doméstico e internacional, con todas las consecuencias negativas que ello implicaba. Afortunadamente, el nuevo esquema de “información de guía” ha resultado exitoso: se han evitado las “sorpresas” y, por ende, bruscos y negativos movimientos de los mercados. Esto es lo que ha sucedido hoy: a pesar de la suba, la bolsa de EE UU subió casi un 1% y la tasa de 10 años bajó de 2,20% a 2,51%. Buen trabajo de Yellen.

Más notas de tu interés

Comentarios0
No hay comentarios. Se el primero en comentar