La Fed actuó a pesar de Trump: un principio de independencia para imitar

Este miércoles, la autoridad monetaria de los EE UU (Fed) decidió mantener, luego de tres bajas consecutivas a lo largo del año, su tasa de referencia en el rango actual de 1,50%/1,75%.

En el informe respectivo (“Statement ) la entidad afirma que el mercado laboral permanece “sólido , el nivel de actividad continua expandiéndose a una tasa “moderada  y el consumo privado crece “fuertemente . Respecto a la inflación, la Fed se mantiene conforme no sólo con el actual nivel del orden del 1,8% anual, sino también con las expectativas a las cuales las define como “estables .  

Para ratificar su posición, el “Statement agrega que “el Comité (de política monetaria) considera que la actual política es apropiada para mantener una sostenida expansión de la actividad económica, un sólido mercado laboral y una inflación cercana al objetivo del 2% anual .

Más aún, la entidad -confiando en su actual visión macroeconómica de crecimiento, estabilidad y empleo razonables- ha dejado de lado la referencia mencionada en su reunión anterior acerca de “incertidumbres respecto a dicho escenario.

Frente a Trump

Esta posición de la Fed se opone claramente a la permanente presión del presidente Donald Trump para que la entidad profundice la baja de la tasa a los efectos (según él…)  de consolidar aún más el crecimiento. Incluso, con su ya habitual verborragia, ha llegado a afirmar que la entidad ha perdido su juicio (sic) y que es responsable de un crecimiento por debajo del potencial de la economía... lo cual perjudicaría su posible reelección

Sin embargo, fiel a la ortodoxia monetaria, la Fed se ha mantenido firme en su posición de independencia respecto al Poder Ejecutivo, pudiendo mencionarse al respecto: 

  • En su última presentación semianual ante el Congreso, el presidente de la autoridad monetaria –Jerome Powell- declaró que las decisiones que toma la entidad se basan en criterios económicos y no políticos 
  • Asimismo, este miércoles -a posteriori de la reunión-  afirmó que actualmente “la economía y la política monetaria son las correctas y que no avizora ningún cambio hasta, por lo menos, fines del año entrante  
  • Estos claros conceptos cualitativos fueron reforzados con las nuevas proyecciones trimestrales que realizan los miembros del Comité. En efecto, en las mismas para 2020, la mayoría estima un crecimiento del 2,0%, una tasa de desempleo del 3,5% y el mantenimiento de la tasa de referencia en su actual rango de 1,50%/1,75% 
  • Más aún, también proyectan que –eventualmente- recién podría cambiar el ciclo monetario a partir de2021 
  • En síntesis, la Fed ha ratificado un escenario positivo de la economía y su visión de que el actual nivel de tasas es el adecuado para cumplir el mandato dual de la Fed; esto es: máximo empleo con estabilidad de precios

Más allá de este claro análisis económico, no es menor la independencia respecto al Ejecutivo que –a pesar de las presiones del presidente Trump- ha demostrado la autoridad monetaria. 

Este principio de independencia, esencial para separar la política monetaria de intereses políticos que no siempre van en el mismo sentido, son respetados por las principales economías del mundo.

Sería deseable, entonces, que el nuevo gobierno de nuestro país  siguiera el mismo camino.  

Tags relacionados

Más de Columnistas