Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
DÓLAR
/
MERVAL

Efecto en el agro de medidas fiscales para pymes

Comienzan a gestarse cambios en los impuestos con especial énfasis en resolver el ahogo financiero de las pymes, incluyendo las dedicadas a la actividad agropecuaria siempre que su facturación sea inferior a $ 100 millones.
Resumiré las principales medidas que aún no están plasmadas en resoluciones, decretos o leyes. A mi juicio quedan pendientes cambios de fondo en el sistema tributario de estricta justicia que impulsen el crecimiento económico pleno.
El diferimiento para el IVA a pagar hasta 90 días, no tendrá efecto en la mayoría de las empresas agropecuarias, ante su constante saldo a favor. Muchos productores necesitan cambios en la retención de IVA en especial ante el cuestionable Registro Fiscal de Operadores de Granos.
Se han dispuesto por norma de AFIP simplificación y agilidad en exclusiones de IVA, pero estos no están vinculados con las operaciones del agro.
Se incentiva el equipamiento en maquinarias con una entrega de un Bono de crédito fiscal que permitirá utilizarlo para cancelar además de obligaciones tributarias también aduaneras.
Los cambios previstos en retenciones de IVA no serían para ventas agropecuarias, aunque si aquellas de impuesto a las ganancias que se reducirán en las ventas de hacienda y granos al elevarse el mínimo a $ 100.000 con la tasa del 2% sobre el excedente.
El Congreso deberá decidir la eliminación del anacrónico e irracional impuesto a la Ganancia Mínima Presunta para las pymes. Ello aliviaría a las empresas agropecuarias que comienzan sus actividades o muestran pérdidas por cuestiones climáticas y no alcanzan las condiciones para estar en desastre agropecuario. No es recomendable nunca la existencia de impuestos sobre base presunta: no contemplan la capacidad real de contribuir.
El capital circulante en el agro se mejorará sensiblemente al permitirse el pago a cuenta completo del impuesto al crédito y débito fiscal ante el impuesto a las ganancias. El movimiento financiero falta disponerse por ley o decreto.
Las inversiones en maquinarias y obras de infraestructura, desde julio 2016 a diciembre 2018, permitirán computar un pago a cuenta de hasta el 8% de su total o el 2% del total de ingresos por ventas como tope.
Estas medidas tienden a impulsar el crecimiento de las actividades económicas e incentivar el crecimiento del empleo genuino. Mantener y acrecentar los puestos de trabajo resulta esencial para la vida y la dignidad de las personas.