Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Cuba sigue reformulando su equivocado rumbo económico

Imagen de EMILIO J. CÁRDENAS

EMILIO J. CÁRDENAS

Ex Embajador de la República Argentina ante las Naciones Unidas

0

A lo largo de medio siglo Cuba equivocó su rumbo económico; error monumental que sumió a su pueblo en la postergación relativa, esto es comparada con el nivel de vida de los demás pueblos latinoamericanos, respecto de los cuales Cuba quedó inequívocamente retrasada. Por eso la reciente despedida de Fidel Castro tuvo tono de súplica, señalando que estaba pronto a morir pidió que se apoyaran sus ideas, pero nada dijo respecto del fracaso económico que azota a quienes viven en la isla.

La reciente convocatoria a la juventud para que asuma el liderazgo político implica que ella tendrá la responsabilidad de seguir rectificando el rumbo. Esto es lo que en política se llama ‘normalizar’ a Cuba. Ese proceso será lento y estará lleno de obstáculos que habrá que superar con la cuota de paciencia que la transición supone, para propios y extraños.

Uno de los temas a resolver es el que tiene que ver con la inveterada costumbre cubana de no pagar a nadie lo que debe. Cuba ha estado en moratoria desde 1986, sin pagar a las instituciones financieras y gobiernos que en buena fe le habían prestado dinero.

Desde el 2011 Cuba ha comenzado a salir de esa situación. Muy lentamente. Tan es así que sólo a fines del año pasado pudo cerrar trato con sus acreedores estatales, los del Club de París, a quienes pagó 2.600 millones de dólares, a cambio de 4.000 millones de deuda perdonada. Desde que esto ocurriera, Cuba ha comenzado a señalar que "honrará sus compromisos". De frente a la realidad, esto recuerda aquello de que "más vale tarde que nunca".

En la actualidad Cuba mantiene conversaciones con diversos Estados acreedores en procura de regularizar, paso a paso, las distintas situaciones de incumplimiento. Entre ellos, con Rusia y México. La República Argentina debiera impulsar la conversación necesaria para que Cuba se ponga al día en sus obligaciones con nuestro país. Para ello Cuba está ofreciendo esquemas de conversión de deuda en capital los cuales, dependiendo de lo que ello signifique, podrían abrir la posibilidad de resolver una situación por demás incómoda para la Argentina, que ha sido generosa con Cuba, recibiendo a cambio una actitud que nada tuvo de reciprocidad con su conducta, olvidando que los dineros prestados a Cuba pudieron haber sido utilizados para mejorar el nivel de vida del pueblo Argentino.

En lo que pareciera ser una etapa más del programa de regularización del endeudamiento cubano, los acreedores comerciales privados acaban de designar a Rodrigo Olivares-Caminal, un profesor argentino de la Queen Mary University de la ciudad de Londres. Resolver sus problemas es indispensable para que los privados puedan volver a prestar a Cuba. El esfuerzo de los acreedores comerciales y financieros privados se realiza en el marco del llamado Club de Londres.

Por ahora el profesor Olivares-Caminal dice representar al 40% de los acreedores privados. Es bien posible que la existencia de un grupo organizado permita a otros acreedores comerciales sumarse al esfuerzo de quienes ya están empeñados en resolver la deuda privada de Cuba. El grupo de acreedores que ya está trabajando representa unos 1.200 millones de dólares de capital. A lo que hay que adicionar una bola de nieve de intereses devengados que presumiblemente serán ‘moneda de cambio’. La marcha de la negociación del sector privado ha comenzado y es evidente que en algún momento comenzarán las negociaciones formales con miras a encontrar una solución a la deuda cubana con los acreedores privados.

Paso a paso Cuba exhibe cuan equivocado ha sido su ‘modelo’ de desarrollo y la necesidad de corregirlo. Financieramente la solución deberá ser razonable para que por el estado de la economía cubana ella sea posible. Lo que no se podrá corregir nunca es el medio siglo de atraso en materia de nivel de vida en el que se sumergiera al pueblo de Cuba.