Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

China no para de comprar empresas, un gigante que no se detiene

AUGUSTO VAN THIENEN Director académico del Instituto CEDEF Law

0

Se dio a conocer recientemente que la firma WuXi PharmaTech Cayman, Inc acaba de adquirir una porción minoritaria de la empresa de biotecnología UNITY Biotechnology, Inc. La operación se cerró en $ 116 millones. Que los chinos estén comprando empresas dedicadas a la biotecnología es un claro indicativo de que la estrategia está cambiando de manera significativa buscando crecer en áreas que ya exceden la búsqueda de materias primas, como fue en el pasado reciente.

El monto total de operaciones de M&A a nivel global realizado por los chinos en el último año alcanza la suma de $ 219 billones, duplicando el monto invertido el año anterior y más de 500% el monto de hace una década. O sea, los empresarios chinos han puesto el pie en el acelerador y están decididos a comprar todo aquello que resulte estratégico para sus intereses y para el plan geopolítico del gobierno chino.

Los ejecutivos chinos formados en las escuelas de negocios de MIT, Berckley, Standford, Harvard, London School of Economics, Cambridge, Yale, entre otras ya están capacitados para gerenciar empresas multinacionales como lo hacían los titanes norteamericanos.

La República China no solo ha crecido en tamaño y en clase media que se incorpora al consumo de bienes y servicios sino que han planificado la educación ejecutiva de sus líderes dándoles las herramientas y conocimientos para salir de shopping y comprar todo lo que sea necesario para consolidar la posición de liderazgo de una economía que crece y aplasta.

En este cambio de estrategia geopolítica los chinos hoy están focalizados en la tecnología de punta. Recientemente intentaron adquirir Kuka AG, una empresa alemana fabricante de robots. El Take-over fue vetado por el gobierno alemán por considerarlo una venta estratégica a los intereses de Alemania.

Recientemente los chinos compraron Spreadtrum Communications, Inc; una filial de la norteamericana IBM dedicada al diseño y fabricación de chips y servidores. Pero esto no es todo, también han adquirido el emblemático club de futbol donde jugó Diego Armando Maradona: el Milán.

En cuanto al sector primario de alimentos y energías convencionales pueden mencionarse dos casos ilustrativos: la compra de la petrolera canadiense Nexen, Inc por la suma de $ 14 billones y la compra de la norteamericana Smithfield Foods Inc por $ 5 billones. Cifras millonarias que demuestran el poderío económico de un gigante.

Las cifras son escalofriantes como suelen ser los datos de esta mega-economía que no para de crecer y que hoy desplaza a los norteamericanos en varios frentes. No es menor afirmar que mientras los chinos generan 92 nuevos billonarios (entrepreneurs) por año, la economía norteamericana sólo está generando cuatro. O sea, Estados Unidos de Norteamérica considerada la Meca del capitalismo logra inventar un multimillonario cada tres meses mientras que los chinos lo hacen cada tres días. Un ritmo alarmante que está desplazando el American Dream.

Más notas de tu interés

Comentarios0
No hay comentarios. Se el primero en comentar