Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
DÓLAR
/
MERVAL

Camino a su normalización, el comercio exterior se acerca a terreno positivo

Imagen de HERNÁN DE GOÑI

HERNÁN DE GOÑI Director Periodístico

0

En este año de transición hacia un modelo económico más sustentable, la Argentina todavía tiene mucho por recuperar en materia de comercio exterior. Después de años de cepo cambiario, que paralizaron las importaciones pero también frenaron muchos procesos productivos de bienes exportables, los casi diez meses transcurridos apenas son de normalización. Los datos que proporciona el Indec mostraron en septiembre un leve superávit comercial de u$s 361 millones. Parece nada para un país que es uno de los principales proveedores de commodities agrícolas a nivel mundial. La tendencia, sin embargo, empieza a mostrar otras perspectivas.


Según un análisis de la Fundación Mediterránea, sin contar combustibles, en el tercer trimestre las exportaciones cayeron apenas 0,7% y las importaciones 10,5%. Este síntoma de recuperación es más visible al proyectar a todo el año el resultado de los primeros nueve meses: un superávit comercial de u$s 1600 millones, que permite dejar atrás el rojo de u$s 3100 millones de 2015.


Un dato alentador para la actividad económica en general y el empleo en particular es que en septiembre las manufacturas de origen industrial tuvieron un mejor desempeño que las de origen agropecuario: subieron 5,5%, contra una caída de 23,6% las segundas. El otro registro positivo es que el déficit acumulado de la balanza energética es u$s 1260 millones menor que el de los primeros nueve meses de 2015, lo que también equivale a menos subsidios para compensar la importación de energía.