U$D

LUNES 20/05/2019

Aviación 4.0 y derecho

DIEGO GONZÁLEZ

Presidente de la Asociación Mundial de Abogados de Aeropuertos (WALA)

Gerente de Asuntos Legales de Aeropuertos Argentina 2000

0
Aviación 4.0 y derecho

La dinámica de la innovación y la tecnología de la información y el dato, lo está cambiando todo. Cada vez a mayor velocidad. La inteligencia artificial (IA) avanza en la automatización de comportamientos inteligentes, a punto tal de ser capaz de realizar, como los seres humanos, tareas intelectuales, propias de los seres humanos. Puede analizar el entorno, tomar acciones con autonomía y buscar objetivos.

El hombre, la razón y las emociones conviven cada vez más, con la máquina y el algoritmo, a quien denominan el combustible del futuro. Ese accionar de la Inteligencia Artificial (IA), ¿sería un hecho jurídico o un acto jurídico? ¿debería reunir los elementos y requisitos de validez que prevé la ley para los actos de los seres humanos? ¿serían actos voluntarios ejecutados con discernimiento, intención y libertad?

La Cuarta Revolución Industrial ya se instaló en la aviación civil. En el transporte aéreo, la navegación aérea, la industria aeronáutica, el turismo, la economía del viaje, y por supuesto en los aeropuertos. Cada vez con más frecuencia la experimentaremos en los procesos que conforman el viaje aéreo, incluyendo la movilidad pre y post aéreo y en aeropuertos.

Hoy ya somos usuarios del aeropuerto del futuro. El aeropuerto es un laboratorio de prueba, ensayo y aplicación ideal para la industria 4.0. Torres de control de tráfico aéreo remotas; apps y podcast conectan como nunca antes al pasajero. Robots reciben el equipaje y orientan e informan a los pasajeros. Vehículos autónomos (UV) movilizan personas, carga y equipos. Logística inteligente para almacenar y movilizar la carga aérea. Mantenimiento predictivo de aeronaves. Controles biométricos de pasajeros. El transporte de equipaje puerta a puerta, con tracking permanente en el smartphone permite viajar sin llevar valijas al aeropuerto. Uber, Airbnb. Todo ello impacta en el servicio aeroportuario.

Esta realidad ha abierto una brecha de conocimiento entre la tecnología y el ordenamiento jurídico que rige las relaciones jurídicas. Esa brecha implica un importante desafío para los Estados en tanto titulares del servicio público aeroportuario, como para los gobiernos, mentores de la política pública aeroportuaria.

¿Deberían diseñar y aplicar las autoridades de aviación civil, seguridad, aduana, migraciones y turismo, una política pública frente al desafío tecnológico? Es un desafío para los operadores aeroportuarios. ¿Cómo debería diseñarse la organización aeroportuaria frente a este proceso? ¿Cómo la empresa aeroportuaria se prepara para afrontar los cambios, en términos de valores y ética que la tecnología impone? El desafío alcanza a las universidades e instituciones de formación, públicas y privadas. ¿Cómo se preparan estas instituciones para capacitar a quienes deban usar y servirse de esta tecnología? ¿Cómo capacitar a los líderes de la industria? Como abogados, ¿qué aspectos del cambio tecnológico debemos conocer en profundidad?

La tecnología está forzando el cambio de los paradigmas del derecho, la ética y de la moral. Es tiempo de profundizar los aspectos 4.0 y su impacto en el ordenamiento jurídico.

Comentarios0
No hay comentarios. Se el primero en comentar

Más notas de tu interés

Shopping