Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

Autos y casas muestran que la oferta de crédito mueve la aguja del consumo

Autos y casas muestran que la oferta de crédito mueve la aguja del consumo

Hay un factor interesante que quedó de manifiesto en las estadísticas de patentamientos de autos conocidas ayer: el fuerte crecimiento de las comercialización interna registrado en marzo demuestra que la retracción económica que muestran varios sectores de la economía no se está asociado estrictamente a la capacidad de gasto de los compradores, sino a las condiciones de venta que proponen las empresas y el canal comercial.

En lo que va del año se patentaron algo más de 230.000 unidades, 42% más que en el primer trimestre de 2016. En marzo, la venta de camiones se disparó 109%, lo que anticipa una demanda vinculada al repunte del sector agropecuario.

Los concesionarios vinculan estos datos a la fuerte guerra de promociones y ofertas que lanzaron en los últimos meses las automotrices, así como al lanzamiento de planes de financiación más accesibles.

La caída en la confianza de los consumidores y el freno que algunas cadenas vieron en la compra de bienes de consumo durable, por la confusión que abrió la explicitación del costo financiero en el programa Precios Transparentes, hacían temer una retracción del consumo mayor a la esperada.

Autos e inmuebles (la venta de viviendas en Capital creció 56%, apalancada en una cuarta parte por la mayor oferta de créditos hipotecarios) revelan que hoy el crédito se transformó en un elemento crítico para favorecer el consumo. El Gobierno ya aceptó este diagnóstico, y por esa razón después del acuerdo para estimular la construcción, será el turno de textiles y calzados.

Para ambos rubros, el Ejecutivo habilitó que puedan vender con promociones de tres y seis cuotas sin interés. Sus cálculos consideran que este mecanismo permitirá sumar $ 6000 millones más al consumo. El BCRA cree que su rol en este contexto es ayudar a bajar los costos financieros más que las tasas. La inflación esperada por el mercado todavía está por encima de la meta.