Mujeres: un terreno ganado

En la Argentina, la relación femenina con el polo atraviesa su mejor momento. Jugadoras y dirigentes se muestran entusiasmadas. Mientras tanto, las marcas aprovechan el envión. Quiénes protagonizan la movida.

Mujeres: un terreno ganado

El origen de la relación de la mujer con el polo se remonta a los tiempos en los que el deporte comenzaba a dar sus primeros pasos. Desde los años 50 hay registros de mujeres jugando. En esa época, el polo femenino comenzaba a surgir. "La mujer siempre estuvo presente de alguna manera en el polo. Por ser parientes o tener alguna relación con los jugadores, las mujeres que acompañaban también se animaron a empezar a jugar", explica Verónica Magnasco, quien forma parte de Subcomisión de mujeres de la Asociación Argentina de Polo (AAP).

Desde hace unos años, se puede observar en cada torneo que las jugadoras llegan con sus organizaciones, con un lote de caballos propios, prolijos y ordenados. Así, el polo femenino se profesionaliza y continúa su crecimiento.

Protagonistas también fuera de la cancha

El polo, al igual que otros deportes, está intrínsecamente asociado con la pasión. Éste es el motor que impulsa a Patricia Panzarasa que, además de ser jugadora, organiza torneos de polo femenino avalados por la AAP. Como difusora y promotora de este deporte, la jugadora organiza tres torneos que están avalados por la Asociación: Copa San Eugenio, Copa Diamante y Copa Miriam Heguy. "Por un lado, están los torneos que organiza la AAP. Por otro lugar, están los que están avalados, es decir, deben cumplirse ciertos requisitos que exige la organización: las jugadoras tienen que tener el handicap al día para contar con el seguro de la AAP, se utilizan referees de la asociación, entre otras cosas. Por último, están los torneos privados, que no tienen ningún tipo de requerimientos", aclara Patricia Panzarasa. 

Para la jugadora, el desarrollo de torneos exclusivos de mujeres fue lo que generó que sean visibles, mientras que el handicap femenino de la AAP, en 2010, las legalizó. A partir de esto, surge la Subcomisión de Mujeres que integra la AAP, ya que existía la necesidad de evaluar y asignar la valoración correspondiente a cada jugadora. "Con el tiempo, dicha subcomisión no solo se dedicó a modificar handicaps sino que también empezó a coordinar y organizar torneos, fixtures y calendarios, tanto a nivel nacional como internacional", profundiza Verónica Magnasco. Además, agrega que "desde el subcomité de mujeres que integra la AAP  intentan fomentar el polo femenino, fortalecer sus valores y hacer que trascienda". 

En la actualidad, el abanico de posibilidades para que la mujer se vincule con el deporte es más amplio: veterinarias, ingenieras en centro de embriones, criadoras, entrenadoras de caballos y petiseras también integran el ecosistema femenino que forma parte del polo.

Un atractivo para las marcas

Respecto a la evolución y presencia que tienen las mujeres en el polo, la Argentina se ubica solo un escalón por debajo de Inglaterra. Lía Salvo, considerada la mejor polista del país, asegura: "El país creció mucho y superó el nivel de Estados Unidos". La deportista resalta la calidad y enfatiza en la cantidad de chicas que arrancaron a jugar al polo y ya están federadas. Salvo está convencida de que estos son tiempos de la mujer en el mundo entero, así que estos años son los que van a  ayudar para terminar de posicionar al polo femenino. "La mujer aporta una atracción totalmente diferente a la del hombre. Se están empezando a volver atractivos los partidos, las jugadas y la velocidad. Estamos consumiendo caballos cuyo nivel es muy superior al de antes", afirma la referente del polo femenino en la Argentina. 

Por otro lado, Salvo sostiene que la mujer vende mucho más que el hombre y representa un atractivo muy grande para las marcas. Embajadora de La Martina, Kía Motors, Escorihuela Gascón, entre otras, explica que, además de las empresas que acompañan a nivel torneo, los sponsors personales son algo que se está dando en las mujeres. 

Este año se realizó el segundo Abierto Argentino de Polo Femenino. Magnasco asevera que es un incentivo para todas las jugadoras locales y una oportunidad para que vengan al país grandes jugadoras del polo internacional.

Comentarios0
No hay comentarios. Se el primero en comentar

Shopping