¿Cómo salvar el mundo desde tu monoambiente? Cinco proyectos y emprendimientos para llevar una vida sustentable

Desde el primer supermercado de la región sin envases (y ya en varios barrios de Buenos Aires) hasta un servicio en el que te instalan tu (super) huerta en casa. Además: la pequeña revolución de animarte a compostar. Por qué es tan importante elegir qué consumimos, dónde y cómo.

¿Sabías que solo el 9% del plástico que existe en el mundo fue reciclado? ¿Que cada año se producen 500 mil millones de botellas de plástico? A este ritmo para 2050 va a haber más plástico que peces en el mar, ¿hay algo que se pueda hacer al respecto?

La sustentabilidad está en boca de todos y por una gran razón: ya es hora de que nos hagamos responsables de los efectos que tienen nuestras acciones en el medio ambiente. Todos podemos hacer algo para consumir menos y mejor, por pequeño que parezca, el movimiento genera movimiento y algo tan simple como empezar a separar los residuos puede hacer una gran diferencia.

La historia de los anteojos hechos con botellas que ya venden 100 ópticas en todo el país

Rechazar, repensar, reducir, reemplazar, reciclar y muchas 'erres' más nos pueden servir de guía para cómo cambiar nuestros consumos del día a día. Elegir qué consumimos, dónde y cómo es uno de los actos más revolucionarios que podemos hacer para tratar de cambiar el futuro desde nuestro metro cuadrado. Como diría @lalocadeltaper. "No necesitamos un ambientalista perfecto. Necesitamos millones de ambientalistas imperfectos tomando acción todos los días".

Si te animás a tratar de llevar una vida más sustentable, en MALEVA hicimos esta selección de emprendimientos que pueden ser un gran lugar donde arrancar.

Giro verde para pymes y emprendedores: qué es y cómo puede ayudar a ganar más con menor impacto ambiental

1- Cero Market: el primer supermercado sin envases ni paquetes

Se calcula que cada año en Argentina consumimos 43 kilos de plástico por persona, y un 43% de este viene de envases y paquetes que no se reciclan ni se usan nuevamente. Con esta problemática en la cabeza nace Cero Market, uno de los primeros supermercados libres de envases de América latina, que sigue la filosofía del zero-waste, una forma de vivir que busca evitar al máximo la generación de residuos.

Acá podés encontrar desde arroz y fideos, hasta champú sólido, aceite de oliva y comida para tu perro. Casi todo lo básico que podés llegar a comprar en un supermercado normal (en algunas sucursales también hay una selección de productos frescos). Solo tenés que llevar tu propio frasco, taper, caja o lo que tengas en tu casa, llenarlo con el producto de tu elección, pesarlo y listo. Te volvés a tu casa con el changuito lleno y cero plásticos.

Tiny houses: las casas de 22 m2 transportables que llegaron a la Argentina

¿No tenés frascos? No hay problema, en Cero Market podés encontrar de todas las formas y tamaños además de bolsas de tela para llevar tus compras, barbijos reutilizables, pajitas metálicas y muchos productos más. Abrió sus puertas a principios de 2021 y no para de crecer: ya tiene 8 sucursales alrededor del país con 2 más en camino (y se viene una expansión a Uruguay). 

Tip: no te pierdas sus mix cero market, recetas en frascos retornables a las que solo le tienes que agregar unos pocos ingredientes para lograr un gran plato. Desde galletitas hasta cous cous, son riquísimos y prácticos.

Ubicación: Tiene sucursales en Palermo, Belgrano, Recoleta, San Isidro, Río Turbio, Neuquén, Villa Urquiza y Tigre (además tiene tienda online).

Crearon un supermercado libre de envases y ahora se expanden con franquicias 'verdes'

2- Meraki: para que tu hábito de higiene diaria también sea sustentable

Este es uno de los lugares perfectos para arrancar a cambiar pequeños hábitos diarios y reemplazar artículos de higiene del día a día. Su producto estrella son los cepillos de dientes de bambú (aunque también venden productos como termos o hisopos), hechos con un 97% de materiales reciclables y 37 veces menos emisiones de carbono que uno normal. 

Y ni hablar de que en 180 días el cepillo meraki se descompone, mientras que uno de plástico tarda aproximadamente 500 años en hacerlo. Ahora sumaron a su tienda otros productos para reemplazar opciones plásticas como hilo dental biodegradable (dato, el hilo dental normal casi siempre no lo es), hisopos de bambú y botellas reutilizables.

Tip: son parte del programa 1% For The Planet (un gran indicador si buscás marcas sustentables) lo que significa que el 1% de su facturación se destina a programas ambientales, así que con tu compra estás contribuyendo con ONG como Banco de Bosques, Ecohouse y ProyctoSUB.

Ubicación: En su página podés encontrar el punto de venta más cercano.

¿Puro marketing? Los argentinos son los que menos confían en las acciones de las marcas

3 - Compostate bien: ¿y si reducís la huella de carbono con tu compost casero?

Deconstruyendo basura desde 2014, este emprendimiento argentino es el lugar perfecto para comenzar el desafío de compostar. Acá hay composteras para todos los gustos y tamaños, desde las más baratas del mercado hechas con baldes recuperados, hasta unas hechas de tapitas recicladas y madera plástica.

¿Sabías que los fósforos se compostan? ¿Y los corchos de vino? Además de poder conseguir una tremenda compostera hecha de materiales recuperados, tienen toda la información que podes llegar a necesitar para arrancar con el hermoso desafío que es compostar.

Además de poder llegar a reducir los residuos domésticos hasta un 50%, el compost te lleva a concientizar sobre la alimentación, reduce la huella de carbono y obtenés compost para tu jardín o el de amigos. 

Tip: en poco tiempo vas a estar llevando compost de bolsita a los cumpleaños y buscando residuos secos por la calle para equilibrar el tuyo.

Ubicación: Tienen tienda online y realizan cursos online.

Modo glamping: las opciones más espectaculares en el país, de Patagonia a Tigre

4 - www.dondereciclo.org.ar, un sitio para que ya no tengas excusas 

¿Qué hago con las pilas viejas? ¿El telgopor y el plástico se separan juntos? ¿El aceite se recicla? Seguro más de uno se hizo estas preguntas en el camino a reducir los deshechos en el hogar, y en este sitio podés encontrar las respuestas. Con una interfaz simple e interactiva, podés encontrar el centro de reciclaje más cercano según el residuo que quieras reciclar. Desde telgopor, hasta ruedas y tapitas; no tenés excusa para tirar todo en la misma bolsa.

Además, no solo encontrás el dónde, también te cuentan el cómo y porqué se reciclan muchos materiales. Por ejemplo, un litro de aceite puede llegar a contaminar 1000 litros de agua, pero también con un reciclaje correcto se puede convertir en biodiesel, un gran dato para la próxima vez que hagas papas fritas en tu casa.

Tip: ¿En tu casa tenés algún celular roto? ¿Una tele vieja que nunca terminaste tirando? En Que Reciclo lo pasan a buscar por tu casa y le dan una nueva vida a tus desechos tecnológicos. Simple, práctico y de paso mejorás el feng shui de tu casa. Win-win.

Floreció el increíble campo de tulipanes en Trevelin: cómo es la excursión más original de la Patagonia en primavera

5 - Sitopia: la huerta en tu casa porque, ¿hay algo más gratificante que comer lo que plantaste?

Comer los alimentos que hiciste crecer es un desafío que hoy parece gigantesco. Falta de espacio, de tiempo, de conocimientos. Sitopia es una propuesta de cultivo urbano que te invita a mejorar el planeta una semilla a la vez y reconectar con los alimentos ofreciendo todo lo que puedas llegar a necesitar para arrancar tu propia huerta. Podés encontrar desde cursos online básicos y talleres intensivos, hasta kits de semillas por temporadas y macetas recicladas.

El proyecto nace de las preguntas dónde, cómo y quién produce mi alimento. La respuesta, muchas veces está en otro país y en condiciones que ni nos imaginamos y la alternativa que propone Sitopia es reconectar con esos alimentos yendo a sus bases.

Uno de los mejores restaurantes de la Argentina está en Misiones: cuál es, qué se come y por qué es una maravilla como las Cataratas

Tip: además de reducir el impacto ambiental de tus comidas, hay pocas cosas más gratificantes que cocinar con ingredientes que viste crecer de tus propias manos (aunque sea un humilde perejil o albahaca). Lo mejor es que podés hacerlo en la escala que quieras, seas principiante o experto; desde una planta aromática en tu cocina, hasta una huerta de temporada con todos los accesorios que se te ocurran.

Ubicación: Hacen instalaciones a domicilio y capacitaciones online y presenciales.

¿Qué aprendimos de todo esto? Primero, que la mejor forma de reducir nuestro impacto en el medio ambiente es simplemente dejar de producir residuos y hacernos responsables de los que inevitablemente produzcamos. Hay una frase que dice "somos nuestra basura" y una vez que empezás a simpatizar con ella, sabes que estás en el buen camino. Estos emprendimientos son una gran herramienta para hacerlo más ameno. A fin de cuentas se trata de ser mejores, no de ser perfectos.

Fotos: gentileza de las propuestas mencionadas y archivo Clase Ejecutiva

Tags relacionados

Compartí tus comentarios