Quién es Belén Baldelomar, directora de DMAG, la mejor revista de moda y tendencias de la Argentina, que apuesta por la inclusión y la diversidad

Belén Baldelomar es directora de DMAG, la revista de tendencias más vanguardista de la Argentina. Con amplia experiencia en asesoría a marcas y diseñadores de moda, decidió convertirse en agente de cambio de la industria apostando a dos temas que marcan la agenda del nuevo siglo: la inclusión y la sustentabilidad

Belén Baldelomar estudió Comunicación Social en Rosario y Marketing Digital en Buenos Aires. “Me acuerdo que el primer día que vine a Buenos Aires me dí cuenta de que era mi lugar en el mundo. Desde chica siempre fui muy inquieta y curiosa, y una apasionada de lo lúdico de la moda, me divertía desestructurarla, darle mi toque .

 
 

Mientras estudiaba trabajó de modelo, promotora, barwoman, y luego comenzó una pasantía en una agencia de relaciones públicas donde comenzó como cadete: llevaba los regalos de los lanzamientos a las Redacciones. Allí empezó a relacionarse con los periodistas, escribía las gacetillas y ayudaba en la organización de los eventos de Pommery, Club Med y Compaq.

 
 

Luego la contrataron de una de tres principales agencias de PR de la Argentina: “Mi mejor escuelita fue trabajar en la comunicación de las marcas de Procter & Gamble: Pampers, Pantene y Head & Shoulders, entre otras. Allí era 'up or out': evolucionabas o te sacaban. Fueron años durísimos de muchas horas y mucho aprendizaje. También trabajé para los canales de Turner: CNN, TNT, Cartoon Network, y para las cervezas Isenbeck y Warsteiner, hasta que finalmente confirmé mi amor por la moda, asesorando a una empresa textil brasilera, Santana Textiles, que me terminó contratando para su desembarco en el país .

 
 

“Al poco tiempo llegó Prüne y el liderazgo de un equipo de 15 personas: desde la campaña publicitaria hasta las vidrieras, todo pasaba por mí. Y luego el desafío fue mayor, hacerme cargo como directora de DMAG, una revista de vanguardia en moda .

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida por DMAG (@dmagargentina)

 

Allí llevó a cabo la reconversión multiplataforma del medio. En 2019, fue miembro del jurado de los Martín Fierro de la Moda 2019, junto a otros importantes referentes como Benito Fernández, Tete Coustarot, y los editores de Para Ti, Infobae, Gente, Hola, L´Officiel, Marie Claire, Clarín y La Nación. También DMAG fue nominada como mejor tapa de revista.

 
 

“Me interesa la moda, la belleza, la decoración, y todo lo que ayude a vernos y sentirnos bien. Embellecemos lo que amamos. Para mí la moda no es frívola, nos ayuda a empoderarnos. Si te gustás cuando te ves al espejo, seguramente te sientas mejor y tomes mejores decisiones", sostiene.

Y agrega: "Nutrirnos desde la alimentación, la lectura, las cuentas que seguimos en IG, liberar endorfinas en el entrenamiento para sentirnos felices, dedicarnos tiempo de introspección y espiritualidad, y no ser tibios, realmente jugarnos por lo que queremos son las claves de una vida plena. Funciona como un círculo virtuoso.

 
 

En paralelo con la dirección de DMAG, Belén da charlas en universidades, asesora a marcas de moda, y durante 2018 y 2019 organizó los 'Diálogos de Moda' junto al Alcorta Shopping, sobre diferentes temáticas que permiten mejorar la calidad de vida de las personas: entrenamiento, cuidado de la piel, espiritualidad, coaching, neurociencias, estilo, entre otras.

   

"En ese momento entendí que tenía la responsabilidad de ser un agente de cambio de la industria en los dos grandes temas del siglo: la inclusión y la sustentabilidad. Empezamos a dejar de replicar modelos hegemónicos y a darle lugar a la inclusión, a dejar de retocar las fotos para que las modelos y celebrities no se vean irracionalmente perfectas, a darle lugar a personalidades que cuentan la historia desde otro lado, mucho mas real, más humano e inclusivo. Empezamos a darle protagonismo a la diversidad de edades, en tipos de cuerpos y de géneros", detalla.

   

Además, destaca que "otro tema que nos interpela es la sustentabilidad: la industria de la moda es la segunda más contaminante después del petróleo. Por eso promovemos el slow fashion como contrapartida del fast fashion que implica la producción desmedida de marcas como Zara y H&M, y la consiguiente contaminación del planeta. Incentivamos la compra inteligente: poco pero de calidad, que dure, sin tener en cuenta las tendencias, comprar básicos, vintage, y piezas que tengan que ver con nuestro estilo personal".

   

Referente, pionera y visionaria, Baldelomar sostiene: "En vez de estar todos vestidos iguales siguiendo las tendencias, promovemos las diferencias que nos hacen únicos e irrepetibles. La moda tal como la conocíamos ya no volverá a ser lo que era .

 
Tags relacionados

Compartí tus comentarios