Sin besos y con pocos actores, el coronavirus pone en peligro el futuro de las telenovelas

En algunos de los países más prolíficos en producción de telenovelas se está volviendo a trabajar. Sin embargo, las grabaciones deber realizarse en el marco de protocolos que impiden las escenas románticas

Sin besos y con pocos actores, el coronavirus pone en peligro el futuro de las telenovelas

Sin duda, las claves del éxito de las telenovelas, además de sus historias, son las escenas románticas y el beso apasionado. Su fiel público espera con ansias ese gran momento en que sus protagonistas concreten lo que vienen amenazando desde hace varios episodios. Pero el riesgo al contagio está poniendo en peligro el género, que seguramente encontrara una salida.

En la Argentina -aunque las novelas clásicas forman parte del pasado- la producción de programas se encuentra prácticamente frenada a pesar de haberse acordado un protocolo sanitario para evitar contagios durante las grabaciones entre la Cámara Argentina de Productoras Independientes de Televisión (CAPIT) y el Sindicato Argentino de Televisión Servicios Audiovisuales Interactivos y de Datos (SATSAID). A la espera de un Showmatch en aislamiento, aún sin fecha de llegada, y excepto por algunos pocos estrenos que no requieren interacción entre sus integrantes, los canales están emitiendo ficciones extranjeras y locales de otras épocas.

Pero en México y Estados Unidos, los canales y productoras comenzaron a reanudar sus grabaciones la semana pasada, aunque con drásticas medidas, como la reducción de actores y personal técnico, ningún contacto físico y, por ende, menos besos en series y novelas.

Así lo comentaron a la agencia EFE productores, intérpretes y trabajadores de la industria de diferentes países de habla hispana, que coincidieron en afirmar que si bien están regresando las producciones con guión a la televisión y al "streaming", muchas cosas se están reinventando para responder a la nueva realidad que ha planteado la pandemia.

"Los últimos días antes de que se suspendieran las grabaciones ya se estaban tomando medidas de protección y el director nos había dejado a nuestro criterio lo de las escenas de besos", dijo en este sentido el actor mexicano José Ron, quien protagoniza la exitosa telenovela de Televisa "Te doy la vida".

Aun así, la realidad que encontraron los actores es muy diferente a la que dejaron, pues para entrar a la empresa todos los participantes de las grabaciones son sometidos a un test de temperatura, contó.

También es obligatorio el uso de tapabocas o barbijos y la presencia del gel antibacterial, mientras que los equipos de sonidistas, camarógrafos y luminotécnicos se redujeron a más de la mitad y se rediseñaron las tomas de cámara para compensar la necesaria distancia.

Con esas mismas condiciones se reanudaron las grabaciones de "Imperio de mentiras", la producción de Telemundo protagonizada por Angelique Boyer y Andrés Palacios, que aun no salió al aire.

"Son normas que pusimos en práctica con éxito en los programas en vivo que nunca se dejaron de transmitir", dijo una fuente de la señal.

La cadena de televisión en español de Estados Unidos aún no reveló si reanudará sus producciones en Latinoamérica o si llevará a cabo las grabaciones finales de su serie "100 Días para Enamorarnos".

"Solo nos faltaban las últimas escenas. Ojalá que podamos terminarlas", expresó por su parte a la protagonista Ilse Salas.

Univisión, en tanto, indicó que nunca dejó de transmitir la mayoría de los programas que se hacen en su sede en Miami. La única excepción es el reality "Enamorándonos", que sale por su canal Unimás y que estudia cómo retomar, al considerar que es un show donde se va a encontrar pareja con mucho éxito entre sus seguidores.

Otra artista que se refirió al tema fue la actriz y cantante argentina Lali Espósito, quien estaba en España grabando la serie de Netflix "Sky Rojo", de los creadores de "La casa de papel".

Según la estrella "se está trabajando en el guión y los planes de filmación para poder regresar lo antes posible. Es algo que se contempla en toda la industria incluyendo acá. Es un duro desafío".

Sobre el futuro de las escenas de amor, José Ron consideró que inevitablemente serán menos, pero habrá porque "es la magia del género, el romance, pero sin duda hay que vigilar bien que el compañero o la compañera, no tenga el virus, claro".

Comentarios0
No hay comentarios. Se el primero en comentar