MIÉRCOLES 25/11/2020

Cataratas del Iguazú sin agua: cómo están y por qué pasó

Hace 15 años que las Cataratas no tenían un caudal de agua tan bajo. Por qué se da este fenómeno. La bajante permitió 'rescatar' partes de la pasarela a Garganta del Diablo arrasada por la brutal creciente de 2014.

Las imponentes Cataratas del Iguazú muestran, desde principios de abril por lo menos, una imagen atípica. Tan triste como preocupante. La falta de lluvias en la región y el cierre de represas del lado brasileño generó la disminución del caudal de agua en las Cataratas, lo que provocó una bajante histórica en esta maravilla natural del mundo. Sumado a esto, la situación de cuarentena  nacional por el coronavirus hizo que el 15 de marzo el Parque Nacional Iguazú cerrara hasta nuevo aviso. 

Las Cataratas atraviesan una de las peores sequías de su historia y eso se ve reflejado de manera evidente en los diversos saltos, algunos de los cuales desaparecieron completamente.

Fuente: Télam

Hace unos días, el Intendente del Parque Nacional Iguazú, Sergio Acosta, reveló que "si bien las sequías son cíclicas", lo sorprendía el bajo nivel de agua que experimentaba el atractivo turístico misionero.

"La última vez que se dio algo así fue en 2005", describió el funcionario. Acosta explicó que mientras el caudal normal es de 1.500 metros cúbicos por segundo, las Cataratas llegaron a su mínimo histórico en 15 años, equivalente a 289 metros cúbicos.

"Esto también está influenciado por las 7 represas que este río tiene aguas arriba del lado brasileño que, cuando cierran sus compuertas, influyen aún más en la bajante", añadió.

El río Paraná atraviesa su tercera bajante histórica, al superar los 0,86 metros que alcanzó en 1989, hace 30 años. A raíz de esta situación, salieron a la luz bancos de arena, embarcaciones hundidas, la manta protectora del túnel subfluvial que une las capitales de Entre Ríos y Santa Fe, y hasta el personal municipal de Paraná debió trabajar para que funcione la planta potabilizadora.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

⠀ ⠀ �� Registros Históricos ⠀ El caudal medio del Río Iguazú oscila entre 1.300 m3/seg a 1.500 m3/seg. ⠀ Iguazú Argentina lleva registros de crecientes desde Octubre de 2005 con 19100 m3/seg, que por primera vez se puso a prueba el sistema de pasarelas rebatibles, demostrando la eficacia ya que se derribaron 33 tramos de pasarela de 12 m c/u y el paseo se reconstruyó en 45 días. ⠀ �� Todos los años impares de 2005 a 2013 tuvimos crecientes por encima de los 9.000 m3/seg que derribaron algún tramo de pasarela que fue reconstruidos rápidamente. ⠀ La creciente más devastadora que sufrimos fue registrada en junio de 2014 en donde el caudal del Río Iguazú alcanzó los 50.000 m3/seg. La misma, derribó 90 tramos de 12 m c/u y se tardó 180 días en la reconstrucción. ⠀ #Fenómenos #Naturales #inundaciones #RioIguazu #Rebatimiento #Pasarelas #CatratasdelIguazu #ParqueNacionalIguazu @parquesnacionalesar #IguazuArgentina

Una publicación compartida por Cataratas del Iguazú ������ (@iguazuargentina) el

El río comenzó a descender el 24 de febrero, cuando marcó 2,74 metros, mientras que oscila entre el metro y los 2,80 metros desde junio de 2019. Sin embargo, aún no se registran las peores marcas ubicadas en 1971 (0,50 metros) y un año antes (0 metros).

"Al no haber lluvias importantes en la región de Curitiba o las nacientes del Iguazú, el río no recupera caudal", comentó Acosta.
 


"Es raro ver a Cataratas con poca agua", dijo Acosta, al tiempo que anticipó que se está desarrollando "un material fílmico y fotográfico para mostrar este ciclo de la naturaleza que se ve muy pocas veces".

El volumen de agua es el más bajo desde 2005, cuando se llegó a 300 milímetros. En estos momentos tanto el salto Bosetti como el de Dos Hermanas experimentan "bajísimos caudales" de agua, en el marco de un panorama inédito.

Aprovechando la sequía histórica, el equipo de mantenimiento del Parque Iguazú pudo retirar bastidores, pisos y barandas de las pasarelas a Garganta del Diablo que habían caído con la creciente extraordinaria de 2014.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Así esta Garganta del Diablo���� ⠀ En Iguazú Argentina trabajamos más de 300 personas en la administración, mantenimiento, limpieza, recolección de residuos y operación de sistema ferroviario. ⠀ Tras la pandemia mundial que se vive actualmente, solo asiste un equipo que se encarga de la limpieza de recorridos y pasarelas, parquizacion, potabilización de aguas y tratamiento de líquidos cloacales. ⠀ Aprovechando la sequía histórica del Río Iguazú, el equipo de mantenimiento pudo retirar bastidores, pisos y barandas de las pasarelas a Garganta del Diablo que habían caído con la creciente extraordinaria del año 2014. ⠀ Equipo Iguazú Argentina �� Video del 11/04/20 ⠀ ⠀ #CataratasdelIguazu #ParqueNacionalIguazu #IguazuArgentina

Una publicación compartida por Cataratas del Iguazú ������ (@iguazuargentina) el

Comentarios0
No hay comentarios. Se el primero en comentar