"Lunares con historia", concientizar para prevenir el melanoma

Para que todas las historias tengan un final feliz, Bristol Myers Squibb lanza una nueva campaña que destaca la importancia del cuidado de la piel y el autochequeo de lunares.

"Los lunares que tenemos cuentan su propia historia y si sabemos leerla, ésta puede ser la principal medida de prevención". Bajo ese concepto Bristol Myers Squibb junto a la Asociación Argentina de Oncología Clínica (AAOC) y con el apoyo de la Liga Argentina de Lucha contra el Cáncer (LALCEC), presentan la campaña de concientización: "Lunares con Historia".

En el marco del Día Mundial del Melanoma esta nueva campaña tiene como objetivo concientizar a la sociedad sobre la importancia de cuidar la piel y controlar los lunares de forma anual para fomentar la prevención y la detección temprana.

El melanoma es el cáncer de piel más agresivo: se diagnostican más de 1.700 casos por año en Argentina, según el Centro Internacional de Investigaciones sobre el Cáncer (IARC, por sus siglas en inglés). Por ello, #LunaresConHistoria invita a contar la historia que hay detrás de cada lunar y recuerda la importancia del chequeo anual de piel a través de la visita al dermatólogo/a. A su vez, el autochequeo teniendo en cuenta la regla ABCDE (Asimetría. Bordes irregulares. Color. Diámetro. Evolución) también puede ayudar a distinguir un lunar normal de un melanoma. De todas maneras, es importante destacar que el autochequeo es una herramienta de detección que no reemplaza la consulta médica ya que ciertos aspectos de los lunares no son visibles y requieren de una evaluación más profunda.

Señales de alerta

La regla del ABCDE es una útil herramienta de prevención. A través de 5 pasos permite distinguir un lunar normal de un melanoma:
- Asimetría: la mitad de un lunar no es igual a la otra mitad.
- Bordes irregulares: los bordes son desiguales, borrosos o poco definidos.
- Color: pigmentación no es uniforme, se observan cambios de color de una zona a otra del lunar.
- Diámetro: el lunar mide más de 6 milímetros o cualquier cambio de tamaño de un lunar.
- Evolución: evaluar si hubo cambios en el color, tamaño, forma o espesor.

"El melanoma es un tumor fácilmente detectable ya que está a la vista; solo requiere prestar mayor atención a los lunares que tenemos siguiendo la regla ABCDE y acudiendo a un dermatólogo de forma anual para que pueda controlarlos. El diagnóstico temprano presenta una ventana de oportunidad que mejora ampliamente el pronóstico y la sobrevida de los/as pacientes afectados, ya que la mayoría de los estadíos iniciales pueden curarse", expresó la Dra. Jimena Alejandra Maur Perotti (MN 119.939) Oncóloga Clínica, especializada en Melanoma, integrante del equipo de la Sección Oncología Clínica del Hospital Italiano de Buenos Aires y miembro de la Asociación Argentina de Oncología Clínica (AAOC).

Lo que hay que saber

El melanoma es un tipo de cáncer de piel que se desarrolla cuando los melanocitos (las células que le dan color bronceado o marrón a su piel) comienzan a crecer sin control. Es menos frecuente que otros tipos de cáncer de piel aunque, si no se realiza un diagnóstico temprano, es más peligroso por su capacidad de invasión a otras partes del cuerpo.

En cuanto a los factores de riesgo, la exposición a los rayos ultravioleta (UV) es uno de los más importantes para la mayoría de los melanomas. La luz solar es la principal fuente de rayos UV, como también las camas solares. Otros factores que pueden hacer que una persona sea más propensa a desarrollar melanoma es la pigmentación de la piel o la historia familiar. Las personas que poseen muchos lunares o tienen lunares atípicos, o aquellas de piel blanca o con piel clara que se queman fácilmente con el sol tienen mayor riesgo. Además, el riesgo se incrementa, si uno o más de sus parientes de primer grado (padres, madres, hermanos/as, o hijos/as) ha tenido melanoma, ya que alrededor del 10% de todas las personas con melanoma tienen antecedentes familiares de la enfermedad.

El tipo de tratamiento (o tratamientos) que el médico puede recomendar dependerá de la etapa y la localización del melanoma. Entre las posibles opciones están la inmunoterapia, la cirugía, la quimioterapia, la radioterapia y la terapia dirigida.

Adicionalmente, y para continuar potenciando la concientización y detección temprana, LALCEC está llevando a cabo chequeos gratuitos de lunares en sus consultorios ubicados en Aráoz 2380, CABA, a los cuales podrán acceder personas mayores de 18 años sin cobertura médica. Para solicitar un turno llamar al (11) 4834-1500 de lunes a viernes de 8 a 19hs, escribir a turnos@lalcec.org.ar o enviar un WhatsApp al 11-3597-5227 (cupos limitados).

#LunaresConHistoria, forma parte de "Vivir con Cáncer", la iniciativa de Bristol Myers Squibb junto a la Asociación Argentina de Oncología Clínica, que fomenta la prevención y el diagnóstico oportuno, con una mirada puesta en el acompañamiento a pacientes y su entorno. 

Para más información, ingresá en www.vivirconcancer.net/lunaresconhistoria