En Balcarce

Empezó en un garaje y creó el único alfajor "con corazón": su historia

Guolis nació como un emprendimiento de garaje y en 2008 lanzó el producto que se transformaría en su nave insignia. Ahora prepara su expansión para producir más.

"Es el único alfajor con corazón", asegura su fundadora, Marcela Manchado. No lo dice por la pasión o el fervor que le puso a la receta, sino porque, envuelto en un mar de dulce de leche, cada uno tiene un centro de mermelada de frutas. Su marca pasó de ser un emprendimiento de garaje en Balcarce a contar con más de 11 tiendas donde venden todo su portfolio de productos. Y ahora la empresa busca crecer en volumen.

A fines de los 90, Manchado armó su propio microemprendimiento en su casa. Ahí primero se enfocó en la pastelería y luego sumó tortas galesas las cuales salía a repartir. "Después agregamos un budín alemán bañado en chocolate y un budín celta, que es una receta nuestra. Todo era de elaboración manual, muy artesanal", comenta. Recién en 2008 apareció el producto que se convertiría en la estrella de la compañía.

Una corazonada

Desde una fábrica de mermeladas de Sierra de los Padres se contactaron con Guolis para que les hicieran un alfajor. Habían buscado algún dulce que acompañara sus preparaciones, pero no encontraban ninguno que los cautivara. Entonces desde la firma balcarceña decidió unir fuerzas y armaron un alfajor relleno con mermelada de frutas y rodeado por una generosa capa de dulce de leche. "Al principio fueron algunas pruebas con dos mangas. Empezamos tímidamente con cuatro alfajores y después sumamos más", recuerda.

El alfajor relleno de dulce de leche y con corazón de fruta es la estrella de Guolis

Pronto esta nueva creación superó en popularidad al resto de los productos y se transformó en el buque insignia de Guolis. "Nos dimos cuenta que no podíamos competir con los monstruos y buscamos nichos pequeños", asegura. Por eso armaron su primera tienda a la vera de la ruta 226, en Balcarce, donde no solo ofrecían sus alfajores sino también sus tortas galesas, budines, galletitas de limón, bocaditos y almendras bañadas.

El alfajor estrella

En total hoy cuentan con 11 locales de la marca repartidos entre CABA (3) y provincia de Buenos Aires (8). Además, venden sus productos en negocios de especialidad, vinotecas y dietéticas. "Lo nuestro no da para un kiosco o un supermercado, es un producto delicado", afirman desde la compañía. Y agregan: "El alfajor de $ 30 es para cuando estás en la calle desesperado o para los chicos en el colegio. A la gente que vende nuestro producto le decimos que tienen que tener en claro que venden placer".

Los alfajores llegan a representar un 90% de las ventas de la marca

Los alfajores representan cerca de un 90% de las ventas, aunque el mix varía según la época del año. "No hay un sabor favorito, eso va cambiando de forma misteriosa. A veces hay algunos gustos que están dormidos y explotan", señala. En su sitio web la caja de 12 unidades cuesta $ 2000 y pueden elegirse diversos mix con sus alfajores con corazón frutal (frutilla o frambuesa), dulce de leche y coco, manzana y dulce de leche; o dulce de leche con distintos baños (chocolate blanco o semiamargo).

Planes de expansión

De aquel emprendimiento de garaje unipersonal, actualmente Guolis tiene 100 empleados que trabajan en su fábrica. Sin embargo, la empresa se encuentra en plena mudanza. "Estamos edificando una nueva planta de 3200m2. En menos de un año vamos a tener terminada la primera parte", detalla.

En 2021 sus ventas crecieron un 32% pero durante la temporada baja tuvieron que recalcular. "Habíamos dado de baja a la gente de temporada y a la semana tuvimos que incorporarla otra vez. Hoy no podemos terminar de elaborar lo que la demanda nos exige", apunta.

Tags relacionados

Noticias del día

Compartí tus comentarios

Formá parte de El Cronista Member y sumate al debate en nuestros comentarios