Efecto home office

Por qué Farmacity y otras cadenas de farmacias dejan el microcentro y se van a los barrios

Sin oficinistas ni turismo, las ventas se redujeron notablemente en la City y sus alrededores. Por eso, prefieren acercarse a donde están los compradores, dicen. En Farmacity, hablan de un periodo de "re-ubicación"

El microcentro se asemeja cada vez más a una zona fantasmal. Sin oficinistas ni extranjeros, con locales cerrados y oficinas vacías no sorprende que también las farmacias abandonen la zona centro y se instalen con fuerza en los barrios donde están ahora los clientes.

Uno de los ejemplos más recientes viene de la mano de la cadena Farmacity, que cerró definitivamente su sucursal en Sarmiento 481, entre San Martín y Reconquista, y, según informa el portal especializado Pharmabiz, se mudó a Santa Fe 3175, entre Billinghurst y Coronel Díaz, el límite de Recoleta con Palermo.

La firma también puso fin a su local en San Martín 628, a la altura de Tucumán. "La relocalización será en el barrio porteño de Saavedra, en el DOT Baires, de IRSA donde llegará en el mes de agosto", informó Pharmabiz.

"El total de nuestras farmacias en la Ciudad de Buenos Aires se mantiene. Nuestras farmacias no cierran, se reubican en función del flujo de pacientes y la demanda que puede variar", explicaron desde Farmacity, ante la consulta de El Cronista.

"En el marco de la pandemia esta situación que resulta dinámica, requirió adaptaciones, siempre, con el objetivo de estar cerca de nuestros clientes y para poder brindarles la mejor atención y dispensa. En cualquier caso, las adecuaciones realizadas no implicaron despidos de personal", aclararon desde la empresa, fundada por el ex vicejefe de gabinete de Mauricio Macri Mario Quintana, quien le vendió todas sus acciones en la empresa a sus socios, en agosto de 2018.

Según datos relevados por el Gobierno porteño, el 63% del espacio del microcentro corresponde a oficinas y el espacio de viviendas es del 20%, con menos de 200 parcelas de viviendas por cada kilómetro cuadrado.

Lo cierto es que los locales comerciales también van bajando sus persianas en el Microcentro. Según el último relevamiento realizado por la Cámara Argentina de Comercio (CAC), en la calle Florida, hay 69 negocios con sus puertas cerradas, lo que implica una variación del 430% en comparación a los datos pre-pandemia, cuando solo había 13 locales vacíos.

En el micro y macrocentro, había una gran presencia de farmacias y perfumerías, pero el éxodo se hace cada vez más marcado.

Según un relevamiento de Pharmabiz, la cadena Soy se fue del barrio de Once hacia la avenida Santa Fe, esquina Junín, en Barrio Norte. En paralelo, el flaghip de Look (otra marca de Farmacity) abandonó la esquina de la peatonal Florida y la plaza San Martín. Mientras que, en abril, la perfumería Pigmento dejó atrás la desierta peatonal, donde gozaba de plena rotación de clientes.

También kioscos

Si bien en la zona del Microcentro abundaban las farmacias y locales de comidas rápidas, también había una especie de super-población de cadenas de drugstore que, desde mediados del año pasado, también comenzaron a reacomodarse.

"Observamos un reacomodamiento por parte de las cadenas de 24 horas. Hoy, se instalan en avenidas comerciales, como Cabildo, y llegan a barrios con grandes parques y zonas verdes. O mismo, al corredor norte del Gran Buenos Aires", indicó Jorge López, presidente de la Asociación de Distribuidores de Golosinas, Galletitas y Afines (Adgya).

Los kioscos de la firma Open 25 que solían invadir las esquinas del microcentro hoy se ubican en los barrios de Palermo, Caballito o Belgrano, donde está el nuevo consumidor. La misma realidad vivió la cadena 365, que se descentraliza mes a mes y conserva muy pocos puntos de venta en la zona céntrica.

Tags relacionados

Compartí tus comentarios