Conflicto gremial

Por bloqueo sindical, las bodegas perdieron dos días de producción

Pese a la conciliación obligatoria, Foeva continuó con sus medidas de fuerza, que provocaron episodios tensos. El paro se produjo en un momento crítico, como la vendimia. Reclaman aumento del 100%. Las empresas accederían a dar un 40%, 10 puntos más de su propuesta inicial.

Pese a que el Ministerio de Trabajo dictó la conciliación obligatoria a última hora del martes, la Federacion de Obreros y Empleados Vitivinícolas y Afines (Foeva) cumplió hoy con el segundo de los dos días de paro que había anunciado, en reclamo por mejoras salariales. Las medidas de fuerza incluyeron bloqueos al 90% de las bodegas en plena vendimia, con episodios tensos y, además, en un momento crítico para la actividad: se impidió el ingreso de uva y, en consecuencia, se paró la producción de vinos. La uva fermenta rápido y es menos perecedera que otros cultivos, por lo que resulta estéril su acopio. "Si una vez que ingresa, no entra rápido en producción, se desperdicia", explica una fuente del sector. En términos prácticos, dos días de producción perdida para un sector que había cerrado 2020 con una recuperación en consumo interno y exportaciones y apuesta a un 2021 de crecimiento, al menos, en el frente externo.

Foeva había lanzado el paro de 48 horas, en reclamo de un aumento salarial del 100% en la paritaria que se está discutiendo en estos días. Las bodegas habían ofrecido un 30% escalonado en cuatro tramos hasta febrero de 2022 y un adicional no remunerativo. Sin embargo, no sólo el timing de las medidas de fuerza tensó la negociación. Las bodegas denunciaron daños y calificaron al paro de ilegal, al afectar su producción.

"Las cámaras, que nucleamos desde pequeños productores hasta la gran mayoría de las bodegas y establecimientos vitivinícolas y licoristas de la Argentina, repudiamos enérgicamente las acciones irregulares e ilegales en las que el paro se ha llevado a cabo", expresaron las entidades, a través de un comunicado. "Los bloqueos ilegales de las entradas a los establecimientos vitivinícolas, que impidieron el ingreso de uva en plena cosecha para la elaboración de los vinos, de proveedores y de trabajadores que querían cumplir con sus tareas; las manifestaciones ilegales en las entradas de las bodegas (piquetes) y las amenazas verbales, daños a vehículos, lanzamientos de piedras y de botellas contra las instalaciones de bodegas, constituyen una provocación innecesaria hacia sus colegas trabajadores (personal dentro y fuera de convenio) y un perjuicio económico enorme a las empresas, que no pueden desarrollar su actividad", resaltaron, entre otras firmantes, la Asociación de Cooperativas Vitivinícolas Argentinas; la Asociación de Viñateros de Mendoza; Bodegas de Argentina; Cámara Argentina de Fabricantes y Exportadores de Mosto; Bodegueros de San Juan, y la Cámara de Comercio, Industria y Agropecuaria de San Rafael.

En 2020, el mercado interno de vinos creció 6,5%, a 943 millones de litros, según datos del Instituto Nacional de Vitivinicultura (INV). Las exportaciones, por su parte, alcanzaron los 385 millones de litros, un incremento del 26,7%. Fue el mayor volumen en 12 años. La Argentina, además, fue el que más creció de los cuatro países exportadores de vinos que lograron mejorar sus volúmenes en pandemia. En valores, no obstante, los despachos, que habían sido récord en 2012 (u$s 913 millones), cayeron 6%, a u$s 761 millones. Principalmente, porque se exportaron vinos de menor valor promedio, por el cierre de hoteles y restaurantes en todo el mundo debido a la pandemia.

Foeva pide que los sueldos alcancen los $ 56.459 que valía la canasta básica al inicio de la paritaria, desde los, dicen, salarios de $ 27.350 y $ 28.571 que, respectivamente perciben los empleados de finca y de bodega. Trabajo convocó a una audiencia para el miércoles próximo (7 de abril). Las bodegas accederían a una mejora superior al 40%, seguran fuentes del sector.

El paro, que afectó 170 establecimientos y, según fuentes gremiales, contó con la adhesión de entre 35.000 y 40.000 personas, se extendió desde las 0.00 del martes a la misma hora del jueves. Y hubo momentos tensos, con intervención policial, en alguna de las bodegas.

Tags relacionados

Compartí tus comentarios