Maniobras fraudulentas

La AFIP amplió denuncia contra Vicentin por facturación apócrifa

La cerealera está acusada de usar indebidamente beneficios fiscales por un total de $ 140 millones. Es la segunda denuncia del organismo por el mismo motivo. La empresa rechaza la acusación

La Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) amplió este jueves la denuncia penal contra Vicentin por el uso indebido de beneficios fiscales por $ 28 millones.

La presentación, realizada ante la Justicia Federal de Reconquista, consiste en la ampliación de la primera denuncia realizada en agosto del año pasado contra la cerealera por utilizar, registrar y presentar facturas apócrifas para solicitar reintegros de IVA por más de $ 111 millones.

Entre ambas presentaciones, la AFIP denunció a Vicentin por maniobras fraudulentas por $ 140 millones. La ampliación de la denuncia está motivada en tareas de control llevadas a cabo por el organismo, donde se detectaron nuevas operaciones de exportación, en los períodos 2016 y 2017, por las que la firma solicitó reintegros de IVA que se encontraban respaldadas con documentación apócrifa.

Con nuevas las restricciones se cerrarían 15.000 bares y restaurantes más

En el relevamiento, el organismo recaudador determinó que la agroexportadora presentaba ante el fisco facturas apócrifas millonarias generadas por 54 presuntos proveedores, que fueron incluidos en la base de usinas de comprobantes apócrifos.

"A partir de las tareas de fiscalización se comprobó que los emisores de los documentos que dieron base a las solicitudes de reintegros carecían de capacidad económica y/u operativa para realizar las operaciones, no poseían plantas de acopio de granos ni podían justificar el origen de la mercadería", señalaron fuentes allegadas a la AFIP.

De este modo, la agencia "constató irregularidades en las empresas y personas humanas que emitían las facturas". "Los comprobantes presentados para justificar los reintegros eran falsos, en tanto no denotaban actividad real", informaron.

Durante el proceso de fiscalización, de acuerdo a la entidad, la firma no aportó elementos que permitieran acreditar la legitimidad del derecho a obtener los reintegros percibidos.

Vicentin dice que la acusación es una maniobra

En Vicentin, apuntaron que se trata de una maniobra para perjudicar a la empresa y niegan que se haya pagado a proveedores ficticios. "Siempre se abonó a proveedores registrados ante la AFIP. No hubo ninguna maniobra delictiva ni emisión de facturas apócrifas. En todo caso, si algún proveedor no hizo los pagos correspondientes a la AFIP, es responsabilidad de la agencia fiscalizar el cumplimiento", indicaron.

La cerealera intenta mantenerse al margen de las acusaciones y se concentra en la búsqueda de consensos que le permitan alcanzar el tan ansiado acuerdo con los acreedores, para así salir de la crisis en la que se encuentra inmersa desde diciembre de 2019, cuando entró en cesación de pagos.

En esa dirección, redujo un 80% sus pérdidas en su año fiscal 2020, cerrado en octubre, y, con esta mejora de su situación financiera mejorada, busca llegar a un acuerdo con los acreedores en los próximos 90 días. "La intención es acordar dentro de tres meses", le anticipó a El Cronista Estanislao Bougain, director titular de la cerealera hace unos días. 

La empresa tiene en claro que deberá afrontar el desafío de reestructurar su pasivo "en condiciones sustentables y aceptables" y está dispuesta a negociar, incluso, en estos duros términos. "La compañía escucha las exigencias de los acreedores", sostuvo Bougain, y adelantó que, en los próximos días, se conformará un comité de reestructuración, que buscará generar consensos y diálogo con los stakeholders, para contribuir a una salida ordenada.

Tags relacionados
Noticias del día

Compartí tus comentarios